Temas Especiales

28 de Nov de 2020

Nacional

Una reunión larga y esperanzadora

PANAMÁ. Esperanza Mena, de la Fundación para el Desarrollo y Protección del Usuario de Transporte Terrestre, rompió el hielo.

PANAMÁ. Esperanza Mena, de la Fundación para el Desarrollo y Protección del Usuario de Transporte Terrestre, rompió el hielo.

Un salón lleno.. ambiente de conversación, sin tensiones, pero donde el fantasma de la controversia rondaba desde que se abrió el “cara a cara”, como el presidente Ricardo Martinelli calificó el encuentro con miembros de la sociedad civil en el que se hizo acompañar por su gabinete social, con excepción de la ministra de Trabajo, Alma Cortés.

El principio fue algo confuso.. todos querían hablar.. no había agenda establecida, así que los temas surgieron por generación espontánea. Para ordenar un poco el barullo, decidieron colocar en una fila tras un micrófono en el centro de la sala a quienes se habían inscrito para hacer uso de la palabra.

La participación de Mena dio paso a más de 150 intervenciones, que por algo más de cinco horas plantearon desde diversas ópticas temas puntuales, quejas ciudadanas e incluso, situaciones personales.

“Les agradezco mucho por haber aceptado mi invitación, pues sólo a través del diálogo se construyen puentes para darle respuestas a las necesidades del pueblo”, destacó el presidente Martinelli al iniciar el encuentro.

Al conversatorio asistieron varios de los que han tenido ásperos encuentros verbales, tanto con el propio mandatario como con integrantes de su gabinete.

Pero a medida que avanzaban las horas, la que se esperaba fuera una reunión de alta temperatura cambió su tono a uno pausado e ideológico.

El punto clave llegó luego de tres horas de conversatorio, cuando Mario Almanza, Andrés Rodríguez, Genaro López y Angélica Maytín llegaron al tope de la larga fila.

Almanza y Rodríguez tocaron el tema docente, insistiendo en que se ha soslayado el aporte de los docentes en el proceso de transformación de la educación nacional.

Luego, Genaro López reiteró el interés de los trabajadores en participar de un diálogo y de una concertación nacional; pero al mismo tiempo, dejó saber claramente aquello que le incomoda de la actual administración.. y fue muy específico.

“No queremos modificaciones al Código del Trabajo, ni a la ley de la Caja de Seguro Social.. Usted, señor Presidente, implantó una norma para evitar que el pueblo se pronuncie sobre aquello que no le gusta. Las protestas en las calles son una forma de llamar la atención y de expresar el rechazo a medidas que perjudican a los trabajadores y al pueblo panameño”, señaló en tono firme el sindicalista.

Por su lado, Maytín, de la Fundación para el Desarrollo de la Libertad Ciudadana, sugirió un cambio metodológico que permita, a través de mesas temáticas, abordar con efectividad los temas que preocupan a la sociedad civil. “No somos enemigos del gobierno, somos críticos y fiscalizadores de su gestión”, apuntó.

AL ESTILO TORRIJOS

Comentario aparte. El analistta Renato Pereira observó casi todo el encuentro y dijo no estar sorprendido de la forma en que el presidente Martinelli llevó las cosas.

“Te diría que me recordó la forma como el general Omar Torrijos hacía los cabildos abiertos en distintos puntos del país. Este encuentro fue algo muy parecido, en su forma y en su fondo”, indicó.

Al final, el presidente Martinelli dijo haber sintetizado en 18 páginas escritas de su puño y letra la gran mayoría de las inquietudes presentadas en el encuentro.