Temas Especiales

08 de May de 2021

Nacional

La forma espiritual de otorgar visas

PANAMÁ. Como si al atravesar el espacio aéreo de Haití un espíritu en forma de visa múltiple panameña se elevara en el aire, alto y muy ...

PANAMÁ. Como si al atravesar el espacio aéreo de Haití un espíritu en forma de visa múltiple panameña se elevara en el aire, alto y muy alto hasta convertirse en el sello de pasaporte. Algo así le sucedió a una pareja de jóvenes chinos (cuyos nombres no serán revelados por La Estrella por motivos de seguridad) que salieron el 7 de febrero pasado desde la ciudad de Beijing hacia Panamá.

Un vuelo de la aerolínea KLM los trajo a Panamá, primero haciendo escala en Ámsterdam, capital de Holanda. Tardaron cerca de 16 horas en el aire. Aunque nunca pasaron por Haití, pareciera que fue en el aire que sus pasaportes recibieron un visado casi celestial.

Los dos jóvenes despegaron de China con todos los papeles en regla. Venían con visa de turistas con vigencia de seis meses. Nunca habían entrado a Panamá. Lo que en principio parecía un arribo común se convirtió luego en una caja de Pandora... y con sorpresas que dejan ver lo profundo del entramado de corrupción que se cierne sobre el Servicio Nacional de Migración (SNM), un escándalo que ahora crece hasta alcanzar el Ministerio de Relaciones Exteriores.

CALIPSO

Los pasaportes de los paisanos son la principal prueba del delito. El documento de ambos, de color rojizo y de 48 páginas, tiene marcada en la 20 el sello de salida de Beijing, en febrero de este año. Se trataba de la primera ocasión en que los chinos salían de su gigantesco país, según consta en los documentos migratorios. Aquí empiezan las contradicciones. Justo en la página contigua a los sellos de salida de los jóvenes están estampadas sus respectivas visas. Curiosamente fueron expedidas por el cónsul panameño en Haití, Juan Diego Araúz, el 13 de septiembre del año pasado; es decir, cinco meses antes del vuelo y 13 días después de la denuncia anónima que puso en evidencia la trama detrás de la venta de visas por $40 mil. ¿Sería este el nuevo modus operandi para otorgar visas?

¿Cómo pudieron estos dos chinos tramitar una visa en Haití cuando, según sus pasaportes, nunca habían salido de las fronteras chinas? Es una pregunta sin respuesta lógica... a menos que hayan hecho una parada fantasmal en Puerto Príncipe, la capital haitiana. O el espíritu que se eleva en forma de visa. Seguramente, la razón fue otra.

Según las leyes migratorias, para que a un extranjero se le conceda una vista de turista, éste debe hacer el trámite en el consulado del país en el que está. Y, tal como dejan ver sus pasaportes, los chinos jamás pisaron Haití. Sin embargo entraron a Panamá con visas legales.

De hecho, en ninguno de sus vuelos hacia o desde América, KLM hace escala en las Antillas. En la ruta Ámsterdam - Panamá, cuando el avión se aproxima a las costas de Inglaterra, los tripulantes de vuelo avisan a los pasajeros que esa será la última vez que verán tierra firme europea desde lo alto. Tras cruzar el ‘Gran Charco Azul’, la próxima vez que verán tierra será cuando sobrevuelen República Dominicana. Entonces, ¿cómo y por dónde entraron los chinos en septiembre del año pasado a Haití para entrevistarse con el cónsul Araúz?

MÁS NEXOS ENTRE ARAÚZ Y EL PODER

Juan Diego Araúz es un abogado chiricano casi desconocido en el círculo político panameño, que asumió con el gobierno Martinelli el consulado en Haití. Además, es el representante legal de la compañía Thunder International, a cuyas cuentas en el St. Georges Bank fueron a parar $40 mil producto de la venta de visas a chinos, la pista clave en una investigación revelada por La Estrella en una serie que comenzó a editarse el domingo pasado y que puso bajo el conocimiento público la corrupción, violaciones a los derechos humanos y arbitrariedades procesales llevadas adelante por el SNM.

Pero, ¿qué nexos guarda Araúz con el poder y con las autoridades de Migración? ¿Cómo puede otorgar visas sin que sus beneficiarios hayan pisado alguna vez su despacho, para hacer los trámites?

La ficha 607782 del Registro Público indica que Araúz es el presidente de la compañía de bienes raíces Homes Realty International Panamá, en la cual el empresario brasileño Alexandre Ventura Nogueira —el testigo estelar de las reuniones en las que David Murcia Guzmán le entregó los millones a los Velásquez— es tesorero y secretario. Incluso, Araúz y Ventura Nogueira están vinculados a través de Homes Real Estate Investment & Service a una causa de estafa. De esta empresa figura como tesorero otra compañía, Panama Ocen View Investment Corporation (en la que Ventura es director), mientras que la Sunrise International Charity Foundation (de la que Araúz es miembro), es secretaria y vicepresidenta. La relación entre ambos es comercialmente estrecha. E stos nexos se suman a los revelados ayer, en la cuarta entrega de esta investigación: el diplomático es el agente residente de Neo Tower Corp., mientras que Ventura Nogueira es suscriptor. Ventura Nogueira, a su vez, en sus causas es defendido por la abogada María Eduarda Córdoba, quien coincidencialmente también representa a la directora de Migración, María Cristina González. Mañana, en la quinta entrega, entrevista exclusiva a un testigo clave.