Temas Especiales

04 de Mar de 2021

Nacional

Informe forense no aclara dudas

PANAMÁ. La herida que le causó la muerte a Mauricio Méndez, según Medicina Legal fue por un golpe con objeto contundente.

PANAMÁ. La herida que le causó la muerte a Mauricio Méndez, según Medicina Legal fue por un golpe con objeto contundente.

En pocas palabras el joven que murió con medio rostro desfigurado, y sin rastros de quemadura alguna, debió ser golpeado por una piedra, una lata o un pedazo de palo. Aunque no se revelaron detalles. Lo que si se descartó es la versión de la policía que aseguraba que Mauricio había muerto manipulando explosivos.

Juan José Méndez, padre de Mauricio, rechazo la tesis del golpe establecida por ML. ‘¿Un golpe que le sacó todos los dientes y le desgarro la lengua ? ’ se preguntó. ‘¿Qué clase golpe sería ese? ’

Méndez, dijo que no esta ‘satisfecho por la decisión de Medicina Legal.

Al mismo tiempo el abogado de la familia, José Caballero, mencionó que el informe de ML, confirma que el menor murió con un golpe contundente.

‘Si es compatible con un disparo, lata lacrimógena y que la apreciación de ML es que fue con una escopeta’ sentenció el abogado.

Luego de la publicación hecha por La Estrella, donde decía que la Policía, utilizó una escopeta para reprimir a los manifestantes. Montenegro, señaló que ‘existen mas de ochos testigos que aseguran que el uniformado disparo y salio huyendo a esconderse donde habían otros 25 ó 30 policías’.

Al jurista le llamó la atención que Humberto Más revelara los detalles de la autopsia. ‘No fue él quien realizo la autopsia, fue Vicente Pachar. El perito que realizó la necropocia es quien debe dar la cara y no un tercero’, sentenció.

El menor Mauricio Méndez, murió durante un confuso incidente en Las Lomas, de David, Chiriquí, cuando policías a las 11 de la noche despejaron la vía trancada en apoyo a las protestas ngäbes.

Mauricio fue trasladado en un vehículo particular al hospital. Tenía 16 años, era el octavo de nueve hermanos y murió sin rostro a la 1:25 am del martes 7 de febrero.

Los familiares del menor califican el hecho como un crimen.