Temas Especiales

23 de Jan de 2021

Nacional

Mulino advierte que Pérez irrespetó 'institucionalidad democrática'

El ministro de Seguridad Pública, José Raúl Mulino, consideró este viernes que su permanencia en el cargo "resulta ya irrelevante" al s...

El ministro de Seguridad Pública, José Raúl Mulino, consideró este viernes que su permanencia en el cargo "resulta ya irrelevante" al ser desautorizado por el presidente Ricardo Martinelli, luego de la oposición del director de la Policía Nacional, Gustavo Pérez, al proyecto que crea un tribunal disciplinario para juzgar policías.

Esa postura la dejó sentada por escrito en una carta que le envió hoy a Martinelli donde le presentó su "renuncia irrevocable" a partir del próximo 15 de marzo a fin de entregarle el despacho debidamente a la persona que lo reemplace.

Mediante Nota No. DMSP-109-12, del Ministerio de Seguridad Pública, Mulino sostiene que "los hombres públicos le debemos al país que nos observa cotidianamente explicaciones".

"La actuación pública ayer (jueves) del director general de la Policía Nacional, Sr. Gustavo Pérez, es para mí sencillamente inaceptable", sostuvo Mulino al gobernante.

Indicó que en la carta Nota No.DMSP-108-12, dirigida al ministro de la Presidencia, Jimmy Papadimitriu, quien es secretario del Gabinete, planteó "lo falaz" del argumento de Pérez y hoy, "lo ilegal e inconstitucional de su actuación".

Ambos están enfrentados por el proyecto que crea el Sistema de Administración de Justicia Disciplinaria para la Policía, el Servicio Nacional Aeronaval, el Servicio Nacional de Fronteras y cualquier otro servicio de seguridad pública, que fue aprobado por la Resolución de Gabinete No. 20 del 28 de febrero de 2012 y publicada en la Gaceta Oficial el viernes 2 de marzo de 2012.

En esa carta, el ministro de Seguridad apelaba a que Martinelli decidiera, después que públicamente Pérez se le sublevara y hasta se atreviera a decir: "Policía tiene que juzgar a policía" y que "ya hablamos con el señor ministro (Mulino), ya está claro y sabe que ese proyecto no va".

Martinelli, vía Twitter, a las 9 de la noche de este jueves, confirmaba que el proyecto se había retirado; Mulino había dicho que Pérez habló con Martinelli "oponiéndose a la iniciativa con argumentos ajenos por completo al espíritu y letra del proyecto".

La carta de renuncia de Mulino expresa que "a pesar del afecto al amigo y presidente, aceptarlo no solo avalaría lo antes dicho, si no que permitiría con ese acto, dejar pasar un abierto acto de desconocimiento e irrespeto de parte del señor Pérez a la institucionalidad democrática".

Y agregó que "podría trastocar, si se le continua permitiendo, principios democráticos vitales o que iniciemos una jornada de errores que ya costaron mucho a nuestro país décadas atrás".

Mulino aclara que no se trata de determinar mandos, sino de dejar sentada su "gran preocupación y protesta por haberse desautorizado de manera pública a su superior inmediato y a todo el Consejo de Gabinete con fundamentos alejados de la verdad lógica y material".