Temas Especiales

14 de Apr de 2021

Nacional

Ngäbes dispuestos a parar proyecto

PANAMÁ. Indígenas de la comarca Ngäbe Buglé dieron ayer un plazo de 15 días para salir del área a las empresas que construyen el proyect...

PANAMÁ. Indígenas de la comarca Ngäbe Buglé dieron ayer un plazo de 15 días para salir del área a las empresas que construyen el proyecto hidroeléctrico de Barro Blanco.

Gäeje Miranda, presidente del Movimiento 10 de Abril, dijo que si las empresas no retiran las maquinarias y el gobierno no decide suspender la obra, tomarán medidas de fuerza e iniciarán nuevamente con las protestas.

El dirigente indígena expresó: ‘si aquí no se cancela Barro Blanco en menos de quince días, vamos a proceder a hacer una nueva lucha de resistencia a nivel nacional con todas nuestras organizaciones’. También hizo un llamado al gobierno panameño a que respete el territorio y las leyes que crean las comarcas.

Las comunidades ngäbe buglé y los campesinos afectados por el proyecto Barro Blanco llevan un mes de haber montado un campamento en las inmediaciones del río Tabasará, con la finalidad de custodiar sus tierras, de las que, señalan, quieren ser despojados, luego de la resolución No.6103 emitida por la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos el 22 de abril de 2013, que autoriza a la empresa Generadora del Istmo, S.A. a tomar las tierras de la comarca.

En la conferencia de prensa realizada ayer en la ciudad capital, la dirigencia indígena denunció que los trabajos que se vienen realizando están afectando los recursos acuíferos, limitaciones de los recursos intangibles, afectando a las tierras indígenas, petroglifos, entre otros recursos.

Fueron enfáticos al señalar que le dan un plazo de 15 días a los subcontratistas para que abandonen el trabajo, también 15 días a la empresa Generadora del Istmo, S.A. (Genisa) para que se retire del sector y le exigen al Gobierno Nacional que dentro de 15 días hábiles cancele el proyecto hidroeléctrico Barro Blanco, por los vicios de ilegalidad con que opera.

Los dirigentes también hicieron un llamado a la Corte Suprema de Justicia para que se pronuncie de forma urgente sobre la demanda de nulidad interpuesta en contra del proyecto Barro Blanco.

Mariano Mena, dirigente del partido Frente Amplio por la Democracia, se sumó al apoyo de esta medida e indicó que las autoridades deben respetar la legislación y la Carta Magna.