Temas Especiales

10 de Jul de 2020

Nacional

Sidney Sitton denuncia a sociedades ligadas a pago de ‘coimas' de Odebretch

El abogado interpuso una denuncia penal para pedir que se investiguen las cuentas bancarias de Credicorp Bank y Active Capital International

Una denuncia penal para que se investigue a las personas jurídicas Active Capital International, Inc. y Credicorp Bank, cuyos presidentes y representantes legales son David Plata y Raymond Harari, respectivamente, interpuso el abogado Sidney Sitton, ante la Procuraduría de la Nación.

El jurista pide que se investiguen los supuestos delitos de concusión, tráfico de influencia y blanqueo de capitales, producto del pago de sobornos efectuados por la constructora Norberto Odebrecht a políticos nacionales.

El denunciante alega que a través de estas empresas, la constructora brasileña pagó millonarios sobornos a políticos panameños.

La sociedad Constructora Internacional del Sur, por ejemplo, utilizó cuentas de Credicorp Bank para colocar más de $300 millones para pagar sobornos. Según Sitton, la delación en Brasil de Fernando Miglaccio -uno de los ejecutivos de Odebrecht- indica que el banco cobraba 2% de comisión por las sumas blanqueadas.

La denuncia argumenta que la cuenta de Credicorp Bank no está en el expediente que se tramita en la Fiscalía Especializada Anticorrupción en Panamá porque, según Sitton, en ella se pagaron millonarios sobornos a ‘altos miembros del partido Panameñista y del Partido Revolucionario Democrático (PRD).'

En la denuncia se asegura que la Constructora del Sur era una cuenta gestionada y operada por Olivio Rodrígues, que habría distribuido cientos de millones en sobornos a través de un banco en Panamá que supuestamente sería Credicorp Bank. El denunciante sostiene que esta era la cuenta principal de Odebrecht, antes de que compraran el Meini Bank, en Antigua y Barbuda (2010).

Los pagos hechos a los funcionarios panameños se hacían a través de un superintendente responsable de la constructora de nombre Luis Antonio Mameri. ‘Los pagos los pedía para la aprobación de los proyectos en Panamá. (...) y eran parcelados', dice el documento presentado ayer.

Otro de los puntos que destaca el abogado es que el presidente panameño, Juan Carlos Varela, recibió dos donaciones de Active Capital International, Inc. a través de dos cuentas que no son investigadas por la Fiscalía Especial Anticorrupción en el caso Odebrecht. ‘La Fiscalía no ha investigado otras cuentas bancarias de Active Capital International, Inc. de donde salieron donaciones políticas', insiste la denuncia que presentó Sitton.

A juicio del abogado, las cuentas que no aparecen en el expediente de la Fiscalía Anticorrupción fueron aquellas a través de las cuales se le hicieron donaciones al presidente Varela. ¿Si le pidieron información a todos los bancos, se suprimió esta del expediente?, se pregunta Sittón.

VINCULACIONES

En su denuncia, Sitton vincula a la sociedad Active Capital Intertional Inc. por las delaciones de los ejecutivos de Odebrecht que señalaron que a través de esa empresa se canalizaron sobornos encubiertos como donaciones y pagos a terceros de dineros procedentes del blanqueo de capitales.

En el documento presentado, se desprende que se usaron sociedades como Active Capital International Inc., para lavar dinero. Se llegaron a pagar mil millones de dólares entre 2006 y 2014 en el área de Operaciones Estructuradas de Odebrecht.

Los pagos al exterior los atendía Olivio Rodrigues, principalmente, para pagar por medio de las offshore , añade el denunciante.

Sitton también destaca que Miglaccio reveló que su colega del Departamento de Operaciones Estructuradas, Luis Eduardo Soares, viajó por lo menos tres veces a Panamá para encontrarse con el director general de la constructora en este país, André Rabello

Soares informó que Rabello estaba presionando al presidente de Panamá para que no enviara informaciones solicitadas por Brasil, en el marco de la asistencia judicial.

La petición de las autoridades brasileñas, dijo Sitton, se hizo el 9 de febrero de 2015 y llegó a Panamá el 17 de marzo de ese mismo año. Dieciocho meses después, el fiscal Deltan Dallagmol en Brasil advertía la reticencia de Panamá a cumplir con la solicitud.

En su análisis, Sitton deduce que Juan Carlos Varela llevaba entonces un año en el poder como presidente de Panamá, mientras que la Procuradora de la Nación, Kenia Porcell, tenía 50 días de haber asumido ese cargo.

DILIGENCIAS

Para probar el contenido de su denuncia, Sitton pide a la Procuraduría de la Nación realizar una serie de diligencias.

Entre ellas contempla que se ordene a Credicorp Bank entregar todo el movimiento bancario, así como, el dossier de las cuentas y transferencias de Constructora Internacional del Sur, desde su apertura hasta la fecha.

También pide que la Superintendencia de Bancos de Panamá indique si se abrió una investigación administrativa contra Credicorp Bank, Multicredit Bank y Banco Pichincha, para determinar si estas entidades financieras cobraron un 2% por blanquear dineros.

Sitton también solicita se tome testimonio a las personas que componían el Departamento de Operaciones Estructuradas de Odebrecht hasta 2015, entre ellos Luis Eduardo Da Rocha Soares, Hilberto Mascarenhas Alves Da Silva, Fernando Miglaccio, Ángela Ferreira Palmera y Alyne Nascimiento, todos brasileños y en su mayoría procesados en su país.

La solicitud busca que aporten la información relacionada a los pagos de sobornos y donaciones a campañas electorales.

Sitton solicita se admita su denuncia. Además, pide que se procese a los responsables de los delitos que denuncia.

######################################################

ASÍ FUNCIONABA EL ‘DEPARTAMENTO DE SOBORNOS'

El Departamento de Operaciones Estructuradas de Odebrecht fue creado para manejar los pagos de coimas y donaciones a campañas electorales en Brasil, y en el resto del mundo, aseguró Sidney Sitton, en una denuncia penal interpuesta contra dos sociedades panameñas.

El departamento se mantuvo funcionando hasta 2015. Según la denuncia de Sitton, los pagos de coimas eran autorizados por el líder empresarial de cada país donde estaba establecida la constructora.

En Panamá esa autorización estaba a cargo de André Luis Campos Rabello, quien debía enviarla a Luis Antonio Mameri (líder de Odebrecht en América Latina y África) para un segundo visto bueno.

Una vez aprobado el pago se enviaba a Brasil por medio de una plataforma llamada Drousys, a la que tenían acceso Rabello y Mameri.

En Brasil, según la denuncia, la solicitud era gestionada por Hilberto Mascarenhas y Luis Eduardo Da Rocha Soares, quienes posteriormente la hacían llegar a Ángela Ferreira, la secretaria del departamento encargado de los pagos a través de sociedades anónimas. Los pagos eran hechos a través de sociedades offshore a bancos internacionales.

Las sociedades offshore eran una plataforma creada y manejada por Luis Eduardo Da Rocha Soares y Olivio Rodrigues Junior.

Soares trabajaba para la constructora brasileña desde 1988. A partir de 2006 empezó a trabajar en el Departamento de Operaciones Estructuradas de la compañía constructora.