Temas Especiales

01 de Jul de 2022

Nacional

‘La industria no es una inversión a corto plazo', Fábrega

Otro sector que clama por políticas públicas a largo plazo para aumentar su participación en la actividad económica del país

‘La industria no es una inversión a corto plazo', Fábrega
El sector industrial es uno de los que menos aporta al Producto interno bruto del país.

Carencias y falta de apoyo dirigidos al sector industrial, fueron las críticas del presidente del Sindicato de Industriales de Panamá, Juan Antonio Fábrega, quien en el marco de la pasada edición de CADE 2019 reiteró que la falta de políticas dirigidas al sistema son el gran ‘talón de Aquiles' a la hora de establecer resultados.

A pesar de los esfuerzos por aumentar la productividad de la matriz económica del país, el sector industrial se encuentra en una situación reveladora. Por más de cuatro décadas no han podido mantener las cifras a su favor y menos aumentar su productividad, entre otros temas. problemas.

Según Fábrega, los antecedentes dan muestra de que el nivel más alto que tuvo la matriz económica fue en los años setenta, cuando iniciaba la incorporación de exportaciones y la globalización, en la cual la presencia de la actividad abarcaba un 17% del Producto Interno Bruto (PIB), luego en los noventa con la rebaja de aranceles, la participación llegó a 12%.

‘A pesar de que Pnamaá cuenta con más de veinte Tratados de Libre Comercio con más de sesenta países, su balanza de pagos sigue deficiente',

JUAN ANTONIO FÁBREGA

PRESIDENTE DEL SINDICATO DE INDUSTRIALES DE PANAMÁ

Pero posteriormente, reseña el agremiado industrial, cuando la gran revolución global estaba en su apogeo, la contribución del sector al PIB bajó a un 8% y en estos últimos años, apenas llega al 5%.

Fábrega atribuyó estos resultados a la falta de políticas públicas dirigidas al desarrollo del sector industrial, de normativas que permitan fomentar de manera efectiva la competitividad. Y consideró que el gran obstáculo es la falta de interés que han mostrado las autoridades en querer promover las exportaciones nacionales.

Sumado a esto, está el tema de que Panamá tiene una balanza de pagos negativa, a pesar de contar con más de veinte Tratados de Libre Comercio con más de sesenta países, ‘y aún así sigue deficiente'.

El presidente de los industriales indicó que se deben tomar acciones concretas porque al final estas repercuten negativamente en las finanzas del país. Destacó que a pesar de los rubros más relevantes como el banano y el pescado, el círculo vicioso está en no contar con una oferta robusta para poder exportar.

‘La industria no es una inversión a corto plazo', reflexiónó el presidente del SIP. Además, reiteró que ‘es necesaria la creación de una política industrial que permita asegurar las reglas, facilitar la hoja de ruta y duplicar la participación de la matriz económica en los próximos 10 o 15 años', acotó.

En este sentido, aprovechó para hablar de la falta de crecimiento que han tenido, ya que actualmente generaron menos del 1% de la productividad, en comparación a los resultados del 2018 que fueron del 2.7% y los del 2017, de 2.3%, que han sido los más representativos.