Temas Especiales

22 de May de 2022

Nacional

Asamblea Nacional sigue sin definir escogencia del nuevo defensor del Pueblo

Leandro Ávila, presidente de la Comisión de Gobierno, entregó el pasado 14 de enero al Pleno de la Asamblea el informe con el perfil de los aspirantes

defe
Hace poco más de seis meses la Asamblea Nacional destituyó al ex Defensor del Pueblo, sin embargo, aún no elige a su reemplazo.Archivo| La Estrella de Panamá

A escasos ocho días laborables para que el Pleno de la Asamblea Nacional culmine el primer período ordinario de sesiones el próximo 30 de abril, la Junta Directiva de este Órgano del Estado sigue sin definir cuándo someterá a votación la escogencia del nuevo defensor del Pueblo.

El Pleno de la Asamblea Nacional removió el 10 de octubre de 2019 al entonces defensor del Pueblo, Alfredo Castillero Hoyos, por supuesta negligencia notoria en el cumplimiento de los deberes inherentes a su posición y declaró la vacancia absoluta del cargo.

Castillero Hoyos fue sometido a este proceso de remoción tras ser denunciado por la presunta comisión de actos de acoso sexual y laboral contra funcionarias y exfuncionarias de la institución.

Sin embargo, tras haber sido destituido, es poco lo que se conoce sobre las denuncias utilizadas en su contra para removerlo de esta posición y la veracidad o falsedad de las mismas.

En su reemplazo, ejerce en estos momentos como encargada la defensora Adjunta, Maribel Coco.

La Comisión de Gobierno ya realizó un proceso de entrevista a 25 aspirantes que culminó en noviembre pasado.

Posteriormente, el diputado Leandro Ávila, presidente de la Comisión de Gobierno, entregó el 14 de enero al Pleno de la Asamblea Nacional el informe con el perfil de los aspirantes a ocupar este cargo.

En su momento, Ávila recordó que la fase de postulación cerró con 25 aspirantes, sin embargo uno declinó y otro no cumplió con la documentación requerida.

Es decir, 23 aspirantes cumplieron con los requisitos, ocho mujeres y 17 hombres, quienes pasaron a una fase de entrevistas en las cuales se analizó sus hojas de vida y propuestas.

"El compromiso de la Comisión es haber cumplido con el proceso de convocatoria, revisión y entrevistas para entregarlo al Pleno", sostuvo Ávila una vez presentado el informe.

Recientemente, tras ser consultado en torno a cuándo se daría esta votación, Ávila manifestó que aún no se había fijado fecha para este proceso en el Pleno.

Se intentó conocer la opinión del presidente de la Asamblea, el diputado Marcos Castillero, sobre cuándo se daría este elección, sin embargo, éste no respondió ni los mensajes de texto ni las llamadas realizadas a su celular.

Todo estuvo montado 

De acuerdo con el ex vicepresidente del Colegio Nacional de Abogados (CNA), Alfonso Fraguela, quien era uno de los postulados para esta posición y que luego renunció a sus aspiraciones a ser defensor del Pueblo, "nunca hubo una auténtica intención de nombrar al defensor o defensora del Pueblo en propiedad".

"Todo fue un escenario montado, reducir el daño ocasionado a la institución y a la forma en que sacaron a Alfredo Castillero", precisó Fraguela.

Afirmó que la omisión en la selección del defensor del Pueblo es para darle una bocanada de aire a la defensora Adjunta y esperar que termine el  período para el cual había sido nombrado Castillero Hoyos, que es hasta el 30 de marzo de 2021.

"En otras palabras, para qué efectuarán esa escogencia, si casi inmediatamente deberán hacer el llamado para el nuevo período que inicia en abril de 2021", señaló.

Fraguela manifestó que es en este momento donde se requiere un defensor del Pueblo valiente y con carácter, porque es ahora donde la sociedad en general está calibrando a cuáles funcionarios se les ha caído la máscara.

"No me refiero a la máscara quirúrgica para evitar el contagio del COVID-19, me refiero a la máscara con que se presentaron a pedir el voto de confianza y el respaldo a las candidaturas a los puestos de elección popular. El COVID-19 permitirá a la sociedad ir a cobrar la tomada de pelo y el insulto a la inteligencia de los electores", enfatizó. 

Afirmó que la defensora del Pueblo Adjunta tuvo suerte, "cayó la pandemia, no ve a ninguno acudiendo a las cárceles a ver la situación de los detenidos, ni tampoco orientando con la necesidad de la sanción de los proyectos de carácter social 281, 287 y 295. Todos están encuarentenados, y la defensora del Pueblo utilizó el camino más sencillo guardar silencio y hacerse invisible para que nadie se acuerde que existe".