Temas Especiales

25 de Oct de 2020

Nacional

Destrucción de recursos naturales, tala y maltrato animal, los delitos ambientales que no paran a pesar de la pandemia

En los primeros cinco meses el Ministerio Público maneja 70 denuncias de maltrato animal. Autoridades de Ambiente y Seguridad buscan fortalecer las tareas de persecución de los delitos ambientales en el país

MiAmbiente y el Ministerio de Seguridad se reunieron para fortalecer las áreas de persecución por delitos ambientales.Archivo | La Estrella de Panamá

A pesar de la cuarentena y las acciones para minimizar los efectos de la pandemia por Covid-19, los delitos por causas ambientales, no cesan. Durante los primeros cinco meses del año 2020 hay registros de estas causas penales, siendo las más comunes: la destrucción de recursos naturales, tala o destrucción de formaciones vegetales arbóreas en áreas especiales y el maltrato animal.

La situación es tal que ha obligado a una reunión entre las autoridades ambientales y de seguridad para buscar acciones conjuntas que permitan minimizar este tipo de acciones que están tipificadas como delitos y conllevan penas pecuniarias y de cárcel.

Uno de los problemas que quedó en evidencia es la falta de personal en MiAmbiente para la vigilancia del cumplimiento de las normas ambientales por lo que se pide cooperación de las autoridades policiales para lograr una mayor efectividad.

Las estadísticas que reposan en el Ministerio Público indican que a mayo de 2020 existen 157 denuncias registradas en delitos contra el ambiente y el ordenamiento territorial.

La violencia contra animales domésticos es la que encabeza la lista. En los primeros cinco meses el Ministerio Público maneja 70 denuncias. Eso representa el 47% de las denuncias y es solo uno de los 22 delitos, que detalla el Ministerio Público.

Al matrato de los animales le sigue, pero no muy de cerca, la destrucción de los recursos naturales con 30 denuncias y en la tercera posición está la tala de árboles con 20 denuncias.

El Código Penal establece que quien, mediante acto de crueldad, cause la muerte o lesión a una mascota, será sancionado con prisión de dieciocho a veinticuatro meses o su equivalente en días multa o arresto los fines de semana.

El Centro de Estadística del Ministerio Público y la plataforma del Sistema Penal Acusatorio (SPA) detallan que en el mes de enero se reportaron 29 denuncias.

El maltrato animal para el mes de enero encabeza la lista de denuncias con 16 luego le sigue la destrucción ambiental con seis y la tala indiscriminada con cinco.

Los mismo ocurre en el mes de febrero. Las denuncian aumentan a 40. El maltrato a los animales domésticos sigue a la cabeza con 16 denuncias, pero la destrucción de los recursos ambientales sube a 12 denuncias.

Llega marzo, junto con el Covid-19, y se muestra una leve reducción de las denuncias. De las 40 reportadas en el mes de febrero se bajó a 20 en el mes de marzo. El maltrato a los animales domésticos sigue a la cabeza de las denuncias con 11 de las 28. Y como es la tendencia le siguen la destrucción de los recursos naturales con ocho y la tala con una sola denuncia.

En el mes de abril, cuando todo el país pasó en cuarentena total para evitar la propagación del Covid-19, las denuncias cayeron. El Ministerio Público en su reporte estadístico tiene un registro de 28 denuncias. Y como es la tendencia en los meses anteriores, el maltrato a los animales domésticos sigue a la cabeza. Fueron 10 denuncias que reporta el Ministerio Público de maltrato a los animales. Seis denuncias por destrucción de los recursos naturales y una por la tala indiscriminada.

Para el mes de mayo nada cambió. El maltrato a los animales domésticos encabeza la lista de las denuncias con 17. Sin embargo, la tala indiscriminada se disparó de una en el mes de abril a 15 en el mes de mayo y bajaron la cuatro las denuncias por destrucción de los recursos naturales. El mes de mayo cerró con 37 denuncias por delitos ambientales.

Por otro lado, mientras las denuncias crecen, los titulares de los Ministerio de Ambiente y Ministerio de Seguridad se reunieron para iniciar un proceso de acercamiento entre las dos instituciones con la finalidad de fortalecer las tareas de persecución de los delitos ambientales en el país. Mi Ambiente solo ve temas ambientales no así los temas de animales domésticos.

La reunión fue a finales del mes mayo y participaron el ministro de Ambiente, Milciades Concepción, junto a su equipo de trabajo se reunió con el ministro de Seguridad Pública (MinSeg), Juan Pino. Además, el viceministro de Seguridad, Ivor Pittí, el Director de la Policía Nacional, Jorge Miranda; por el Servicio Nacional Aeronaval (SENAN) estuvo el comisionado Ramón Nonato López y el comisionado Oriel Ortega del Servicio Nacional de Frontera (SENAFRONT).

“Miambiente solo, no puede vigilar todo el territorio nacional. Solo contamos con uno 1,700 funcionarios, en su mayoría administrativos, y somos los responsables de enfrentar situaciones como la deforestación y el tráfico de vida silvestre en todo el país”, manifestó Concepción, según se recoge en una nota de prensa oficial divulgada por Mi Ambiente.

Por lo anterior, Mi Ambiente solicitó al ministro Pino, que se abran los canales para que tanto el Senan como el Senafront reciban capacitación por parte de Mi Ambiente en la persecución de delitos ambientales en todas las áreas del país, donde tienen presencia como garantes de la seguridad de los panameños.

La Policía Nacional, por más de 17 años, ha trabajado con Mi Ambiente y eso podría servir para una hoja de ruta.

En octubre del año pasado en la Sede Central de Mi Ambiente, inició la Oficina de Investigación de Delitos Ambientales conformada por unidades de la Dirección de Investigación Judicial de la Unidad de Delitos Ambientales y otros de la Unidad de Inteligencia Ambiental, quienes trabajan junto a miembros de la Policía Ambiental del área turística, ecológica y técnicos de MiAmbiente a fin de dar seguimiento a los reportes recibidos.

El titular de Ambiente reconoce que una de las limitaciones que tiene Mi Ambiente, la DIJ y el Ministerio Público para llevar adelante los procesos penales y administrativos, es la caída de los casos por falta de información y pruebas delincuenciales robustas, especialmente en las áreas remotas del país.

Es por ello que buscan capacitar a miembros del Senan y Senafront en identificar delitos ambientales, las normas penales y administrativas que se pueden aplicar y así elaborar procesos robustos en contra de los infractores, teniendo en cuenta que en su mayoría los delitos ambientales cubren otros como el blanqueo de capitales, narcotráfico o lavado de dinero.

Mi Ambiente busca que Senan y Senafront puedan patrullar dentro de áreas protegidas y áreas marino-costeras, y la aplicación conjunta de herramientas tecnológicas para el combate del delito.

La ley de Ministerio de Seguridad le faculta para custodiar el ambiente y Juan Pino, titular de Seguridad, enfatizó que dentro de las capacidades de cada cuerpo policial; se ofrece el apoyo en el control de incendios forestales, la caza y tala ilegal, e incluso la explotación minera, tareas que están incluidas en su marco de acción.

Ambos ministros coincidieron en elaborar el borrador de un acuerdo que plasme cómo se desarrollará este plan de acción con miras a dar un paso más hacia el establecimiento de una gran estrategia nacional para la persecución de los delitos ambientales en Panamá.

Ley de protección a los animales domésticos

Sanciones

La modificación a la ley endurece las sanciones.Archivo | La Estrella de Panamá

El 12 de Octubre del 2012 fue aprobada en Panamá la Ley de Protección a los animales domésticos. Este año la Ley fue modificada (ley 173) para endurecer las sanciones a aquellos que abusen de los animales.

La iniciativa regula las responsabilidades de los dueños de mascotas o animales domésticos de tal manera que quienes sean los propietarios tendrán que cumplir con medidas zoosanitarias.

Con las modificaciones se establecen acciones que pueden considerarse como faltas o delitos como causar la muerte por maltrato y las se establece sanciones económicas que van desde $500 y los $1,000 para personas que incurran en faltas consideradas como delitos en el trato a los animales domésticos.

En el momento que se tiene conocimiento de un hecho, las autoridades de la división de delitos ambientales, pueden abrir el caso de oficio y la persona afectada interponer la denuncia, la persona debe tener pruebas de manera de hacer la denuncia lo más efectiva posible.

En el caso que el hecho sea en la jurisdicción del Área Metropolitana, la denuncia se receta en recepción de denuncia en Ancón y si es Colón, Coclé, Darién y las otras Provincias la denuncia se interpone en las D.I.J. donde ocurrió el hecho.

Las denuncias no pueden ser anónimas en la oficina de Justicia Comunitaria de Paz y en caso de situaciones de salubridad, como lo son: sobrepoblación, pestilencia (malos olores), áreas inadecuadas para mascotas, puede hacer su denuncia en el Ministerio de Salud correspondiente al área.

Maltrato a los animales

Aunque las cifras bajan en los meses de cuarentena, el maltrato animal sigue manteniendo el primer lugar en denuncias

16 denuncias se reportaron tanto en enero como en febrero de 2020.

10 denuncias se totalizaron en el mes de abril en plena cuarentena.