Temas Especiales

12 de Apr de 2021

Nacional

Imputan a exdirectora de Funchipa por peculado y maltrato

La exdirectora del albergue Funchipa, ubicado en Tocumen, Xenia Medina, asistió este domingo a dos audiencias en su contra. La primera por supuesto delito de peculado cuyo monto asciende a $92,722 en el uso del subsidio que otorgó el Ministerio de Desarrollo Social (Mides) a dicho albergue, y una segunda audiencia por supuesto delito de maltrato al menor.

La exdirectora del albergue Funchipa, ubicado en Tocumen, Xenia Medina, asistió este domingo a dos audiencias en su contra. La primera por supuesto delito de peculado cuyo monto asciende a $92,722 en el uso del subsidio que otorgó el Ministerio de Desarrollo Social (Mides) a dicho albergue, y una segunda audiencia por supuesto delito de maltrato al menor.

En el primer acto, que inició a las 11 de la mañana, el juez de garantías imputó a Medina por el delito contra la Administración Pública y ordenó su detención provisional, no obstante, la medida fue apelada por la defensa y será dirimida por un Tribunal de Apelaciones el próximo 12 de marzo.

El albergue recibía 50 mil dólares mensuales de subsidio que debían emplearse según las regulaciones del Decreto 3 del 8 de marzo de 2016 que rige los parámetros en términos de porcentaje en que se debe emplear el dinero.

En una segunda audiencia, Medina fue imputada por supuesto maltrato al menor luego de que la Fiscalía argumentara agresión y maltrato a los niños por la supuesta metodología que empleaban en el albergue para castigar a los chicos, quienes debían permanecer en el cuarto denominado “la comarca”. Así se referían a uno de los cuartos que había en el centro de cuido temporal que fue bautizado de esa forma en alusión al origen de las primeras cinco niñas que lo ocuparon en una ocasión. A raíz de una denuncia que se formuló por supuesto maltrato en este cuarto, las autoridades allanaron las instalaciones del albergue de Tocumen en agosto de 2020 y desligó la administración del mismo de Medina.

Una fuente ligada a las investigaciones que avanzan sobre el caso, indicó que las agresiones se realizaban en perjuicio de niñas, niños y adolescentes, “entre ellos algunos con discapacidad cognitiva, a quien instó a fugarse, lo que en efecto ocurrió. Esta persona tenía la tutela de los niños, sin embargo, no realizó las acciones encaminadas a ello”. Aunado a esto, “existe un caso reportado de una infante de siete meses que fue hospitalizada por la falta de cuidados, y porque no se le dio la atención médica debida mientras estuvo en el albergue. Los menores de edad eran sometidos a castigos que incluían privarlos de alimentación”, agregó la fuente.

Medina ha manifestado anteriormente que envió informes contables mensuales al Mides en original y copia y que la institución tardaba meses en devolverlos con firma de revisado. Argumentó que solicitó permiso a la entonces ministra de la cartera para emplear los fondos en las reparaciones del albergue.