Temas Especiales

17 de May de 2022

Nacional

La cuarta ola de la pandemia podría haber alcanzado su pico

Panamá está inmersa en un aumento de contagios desde hace varias semanas. El doctor Alfredo Moltó, asesor del despacho superior del Ministerio de Salud, expone la posibilidad de que en las próximas semanas haya un descenso de contagios por covid-19, sin embargo reconoce que “no podemos ser tan optimistas de que no vaya a haber alguna sorpresa”

La cuarta ola de la pandemia podría haber alcanzado su pico
Desde el inicio de la pandemia, en marzo de 2020, se han reportado más de 7 mil defunciones.EFE | Bienvenido Velasco

La cuarta ola de la covid-19, en Panamá, probablemente alcanzó su punto máximo, por lo que en las próximas semanas los nuevos contagios podrían empezar a experimentar un descenso, de acuerdo con el comportamiento de la variante predominante.

Alfredo Moltó, director de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Panamá y Asesor del Ministerio de Salud (Minsa), explicó que el comportamiento del virus es que las defunciones ocurren con mayor frecuencia dos semanas después que el contagio ha alcanzado su pico.

“Vemos que hay un número importante de fallecimientos, pero también vemos que hay una disminución del número de casos (nuevos contagios). Esperamos haber alcanzado el pico y que empecemos a bajar (los casos)”, agregó el asesor del Minsa.

Moltó, sin embargo, prefiere ser conservador y recuerda que este virus (SARS-CoV-2) enseña cosas nuevas todos los días. “No podemos ser tan optimistas de que no vaya a ver alguna sorpresa”, dijo.

La cuarta ola de la pandemia podría haber alcanzado su pico
Alfredo Moltó, asesor del despacho superior del Ministerio de SaludMarlene Testa | La Estrella de Panamá

El comportamiento de la variante ómicron en otras regiones del mundo es que aumenta exponencialmente los casos en un periodo de cuatro a seis semanas. Posteriormente se estabiliza en una meseta por un par de semanas, y después comienzan a disminuir rápidamente los nuevos contagios.

“Creemos que podemos estar en ese pico, pero tenemos que observar con detenimiento el comportamiento en las próximas semanas”, señaló el experto.

Los nuevos contagios de la enfermedad han experimentado un exponencial incremento entre diciembre de 2021 y enero de 2022. La positividad de las pruebas se multiplicó por 7 al pasar de un 3,5% a un 37%. A diario se realizan 35 mil pruebas, de las cuales cerca de 12 mil son positivas.

El 60% de los casos reportados es por la variante ómicron proveniente de Sudáfrica. En un principio, los expertos establecieron que la variante ómicron era mucho más contagiosa que la delta porque una persona tenía la capacidad de infectar entre 3 y 5, sin embargo, era menos severa.

“Vemos que hay un número importante de fallecimientos, pero también vemos que hay una disminución del número de casos (nuevos contagios)”.

Pero “en la medida que hay más contagios entre las personas que no estaban vacunadas y las que tienen esquemas incompletos, la variante les afecta y puede aumentar el número de camas de hospitalización, de unidades de cuidados intensivos y también de fallecidos”, explicó Moltó.

Las estadísticas indican que hay 800 personas en sala y 87 en la unidad de cuidados intensivos (UCI). “Nos preocupa bastante que de una semana para acá, el número de fallecidos diariamente oscila entre 15 y 22”, dijo.

El Gobierno panameño suspendió los carnavales de 2022 para evitar un repunte importante que incidiera en el número de contagios, hospitalizaciones, UCI y defunciones, y pusiera en peligro el inicio presencial del año escolar el 7 de marzo.

Pero todo dependerá de que la población panameña continúe con las medidas de bioseguridad, use mascarillas y caretas faciales en el transporte público y en los sitios de aglomeraciones, mantenga el distanciamiento físico, lavado frecuente de manos y uso de gel alcoholado para reducir los contagios.

Como medida adicional, Panamá ha incrementado el programa de vacunación con la inclusión de los niños de 5 años en adelante. Actualmente, el país tiene un 71% con dos dosis de su población vacunada. Pero requiere entre un 85% y 90% para alcanzar la inmunidad de rebaño. Y aún hay un porcentaje importante de personas que no se ha vacunado con ninguna dosis.

“Hemos progresado mucho. Estamos entre los países que mayor cobertura (de vacunación) tienen hasta el momento”, dijo Moltó.

El 90% de las defunciones se produce en personas que no están vacunadas y entre quienes no tienen un esquema de vacunación completo, que es de dos dosis y una de refuerzo.

Por otra parte, Moltó explicó que un 50% de la población puede haber sido contagiada con el virus y muchos han alcanzado la inmunidad natural.