Temas Especiales

19 de Sep de 2020

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

Astrología ¿ciencia o superstición?

Escribo este artículo con la finalidad de que Usted mismo analice el fraude en que algunas personas incurren para estafar.

Escribo este artículo con la finalidad de que Usted mismo analice el fraude en que algunas personas incurren para estafar.

La astrología estudia las posiciones y movimientos de los astros, en especial el Sol, la Luna, los planetas y las estrellas, relacionándolos con el desarrollo de los acontecimientos que se producen en la Tierra, especialmente, en el ser humano.

Por ende, la astrología la podremos definir, como ¿ciencia o superstición?, según la cual algunas personas inescrupulosas logran aprovecharse de incautos o ingenuos, aprovechando sus conocimientos en esta materia.

Los astrólogos hacen cartas astrales, con las que los hombres y mujeres que son llamados, también, místicos, sitúan la posición de los astros en un momento dado y los relacionan con el nacimiento de una persona, por ejemplo, y a partir de ellas logran emitir sus conclusiones sobre el futuro de una persona.

La pregunta que nos hacemos es, ¿si una estrella, una constelación o un planeta va a determinar la vida del ser humano, partiendo de allí es por lo que describimos lo que hacen los llamados astrólogos, parasicólogos y cosmobiólogos, los cuales emplean un tanto la psicología en la atención de sus incautos clientes.

Vemos cómo muchas personas caen en estas trampas por la falta de una autoestima que las aleje de creer en falsos dioses como respuesta a una necesidad.

Si la astrología fuera científica debería tener bases sólidas, pero los hechos la dejan en evidencia.

Ejemplo de ello es que el año 2006, los científicos anunciaron que el planeta Plutón no es planeta, sino un planetoide, entonces proceden a darle una significación a cada planeta.

¿Cómo va a quedar ahora, no es planeta, sino un planetoide?

Lo irreal circunda, siempre, en la astrología.

El Ocultismo (del latín “occulere”, “ocultar”), creencia que data de antes de Cristo, utiliza una serie de prácticas, tales como la astrología, alquimia, adivinación y magia, basadas en el conocimiento esotérico u oculto acerca del Universo y sus fuerzas misteriosas.

Los temas de astrología no deben ser utilizados para la conveniencia personal, donde se puede observar a estos individuos lucrar de los problemas y sufrimientos de sus “clientes” y cometer faltas a la ética humana, ya que se utiliza como instrumento en la ruptura de las relaciones conyugales, esto amerita una sanción moral.

Se da el hecho de que existen personas con Karmas negativos que se filtran en las relaciones maritales, produciendo, así, nefastos problemas.

Amigos y amigas lectores (as), confíen más en ustedes mismos (as), Dios les cuida.

Además, siempre debemos tener presente que ante los problemas que la vida nos trae normalmente debemos mantener una conducta positiva, para que nos sirvan, a la vez, como aprendizaje personal.