24 de Feb de 2020

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

La danza y los saltos

Me sonrío al leer un artículo publicado el pasado 17 de febrero en esta sección y que el autor del mismo denomina “la danza de las propu...

Me sonrío al leer un artículo publicado el pasado 17 de febrero en esta sección y que el autor del mismo denomina “la danza de las propuestas”.

Es curioso leer y escuchar diariamente a los defensores de la candidata oficialista tomar en sus manos el Plan de Gobierno de la Alianza para el Cambio y tratar de descalificarlo.

Dije que me sonrío porque me agrada saber que les gusta tanto que no pueden dejarlo de mencionar.

No los veo defender o promover el propio Plan de Gobierno. ¿Será porque el suyo no es muy coherente y viable, demasiado demagógico o que es una réplica del existente que no llegaron a cumplir?

El autor de la historieta arriba mencionada dice que hemos (ellos) dado más de 70,000 becas y que Martinelli se burla del pueblo al declarar que becará a todos los niños y que los suplirá de todas sus necesidades escolares.

Yo creo que la burla es del propio autor del escrito, ya que no comprende lo que leyó del plan de gobierno y, además, declara que su actual partido político es dueño del patrimonio nacional, muy al estilo de lo que él está acostumbrado desde los años del generalato.

Tengo que decirle que las becas que ellos han dado fueron otorgadas con los dineros de nuestros impuestos, y no así las del candidato de la Alianza del Cambio, que lo ha hecho y probablemente seguirá haciendo de su propio pecunio ¿qué diferencia no?

Para no seguir en la línea de sus descalificaciones, equívocas todas ellas y propias de un miembro del partido oficialista que ve un muro inamovible en su futuro político, solo quiero añadir que a los partidos opositores que él califica como unidos con diferencias insuperables son partidos de los cuales en varias ocasiones se aprovechó, en los múltiples saltos partidarios que ha efectuado.

Llamar patrioteros a los miembros de Unión Patriótica no los ofende, el que le dispara al espejo es el mismo autor que fue miembro de ese partido, donde a sus miembros se les denomina patrióticos y con orgullo.

¿Será porque se sentía patriotero que renunció, para irse a donde hacen gala de este último término?

Quiero recordarle que, efectivamente, nosotros conocemos de la vasta experiencia que tienen en gobernar, para ellos y para su partido, olvidándose totalmente de que la mayoría somos ciudadanos del mismo país.

Que sus propuestas son solo eso, propuestas electoreras y que a la hora de gobernar se olvidan de lo que propusieron.

Afortunadamente, en esta ocasión no tendrán la oportunidad de incumplir sus promesas porque el cambio va con Martinelli y Varela, aún con las danzas de propuestas del PRD y los saltos de partido del autor.

* Ingeniero consultor. moraqui2000@yahoo.com.mx