Panamá,25º

21 de Jan de 2020

Avatar del Redacción La Estrella de Panamá

Redacción La Estrella de Panamá

El Ático

Un país, una gran obra... un futuro promisorio...

El Canal de Panamá... esa maravillosa obra de ingeniería... e ingenio, que atraviesa las entrañas de nuestra Nación, signo de amor patri...

El Canal de Panamá... esa maravillosa obra de ingeniería... e ingenio, que atraviesa las entrañas de nuestra Nación, signo de amor patrio, muchas veces de dolor, siempre de lucha justa y dignidad tiene ya una historia escrita de cien años. Unos la comenzaron, franceses; otros, la siguieron y terminaron en lo que podría llamarse una primera etapa, estadounidenses, con el trabajo de miles de manos de diferentes orígenes...; y, hoy, panameños, la continuamos en sus nuevas proyecciones. Varias generaciones de panameños y panameñas tuvieron en sus mentes y corazones la misión de recuperar para nuestro país la bella posesión, arrebatada con un tratado que no representaba nuestros intereses. Pero, cumplida la misión, con nuevos tratados, cuyas negociaciones fueron dirigidas por el general Omar Torrijos, respaldado por un excelente equipo de negociadores, y que dio por finalizado aquel ‘mal contrato original’, con una administración panameña que lleva casi tres lustros, con una renovada visión sobre lo que significa y es el Canal, ahora ‘más panameño que nunca’, para Panamá y nuestro pueblo lo que nos toca es ver hacia delante, sin olvidar la historia, pero curando heridas, vigilando cada paso que se dé. Administrar el Canal no es únicamente para sentirse orgullosos de ello y de las luchas generacionales por recuperarlo, sino una gran responsabilidad, que no solo es con nuestro país, lo es con el mundo, que ve en la vía interoceánica un apoyo de gran importancia al transporte internacional. Por ello, es vital que esta empresa, nuestro principal bien, se mantenga a salvo de los vaivenes políticos. El Canal de Panamá cumple cien años hoy; ahora, a trabajar por los próximos cien... el futuro es nuestro.