Temas Especiales

13 de May de 2021

Avatar del Redacción La Estrella de Panamá

Redacción La Estrella de Panamá

Entre Líneas

Venezuela

Opinión editorial del 9 de diciembre de 2020

La crisis de Venezuela ya no se tiene que ver desde la perspectiva de quién es el culpable, sino de cuál es la fórmula para retomar el país a la senda del desarrollo. La actual dirigencia chavista se ha enquistado en el poder, sin darle una salida a la crisis y, so pretexto de que el culpable es Estados Unidos por las sanciones impuestas, cada día Venezuela entra en la vorágine de la incertidumbre, del caos y de la pobreza. Ese discurso desgastado ya no convence a sus propios seguidores que, el último domingo, ni se incomodaron con ir a votar a una pantomima de elección. La dirigencia chavista de Venezuela tiene que decidir entre llevar al país más al fondo o salir de la crisis paulatinamente por medio de la negociación. Y no se trata de la negociación con los López o los Guaidó; se trata de la negociación con nuevos actores dentro de las filas de los que no respaldan el actual Gobierno. Y es que la oposición de Guaidó y de López ya no representa al grueso de venezolanos que solo quiere que el país progrese y vuelva al nivel antes de la crisis. Cuba, el ejemplo de la resistencia antiestadounidense, ha sido más sabia en su estrategia. A los que antes llamaba “traidores” solo por querer buscar suerte en otros países, ahora los llama “personas que viajan”, a la hora que regresan a la isla fondeados con dinero. La Venezuela de los chavistas, ya no inspira a su propia gente. Debe dejar ese discurso polémico por el discurso reconciliador. Venezuela tiene que reinventarse y redescubrirse… Tiene que volver a encontrar su encanto, porque seguir como va, es engañarse a sí misma. ¡Así de simple!