12 de Ago de 2022

  • Redacción Digital La Estrella

La Llorona

La llorona

OÍDO DE TÍSICO. Alguien escuchó al jefe de seguridad de la migra en el Marriot hablando con unos extranjeros sobre trámites migratorio...

OÍDO DE TÍSICO

Alguien escuchó al jefe de seguridad de la migra en el Marriot hablando con unos extranjeros sobre trámites migratorios. ¿Y esa vaina?

¿CON QUÉ SE BAÑA?

Alguien me dijo que Yavel, la que fue nombrada embajadora en la ONU en tiempos del Perro, con la locura fue a dar al consulado de Washington. Averiguaré.

SE DESTAPÓ LA VAINA

Por la Corte ya empezaron a contar las botellas. Dicen que la Maruca sola tiene más que la Balboa y con cédula siete.

HUELE FEO

La otra que me dijeron es que en la Corte todo lo que huela a Pamago es materia inerte. La gente les huye.

MARAQUITA

También suena para reemplazar a Abelito el flamente secretario de la Corte. Que esta vez sí pudiera subir la cuesta.

EN PIE DE GUERRA

El comentario ayer en el hipódromo era el anuncio que hizo Martinelli de llevarse la instalación para el área del Puente Centenario; pero lo que más pareció indignar a los hípicos fue que el presi llamó "chinguia" al espectáculo equino.

EN PIE DE GUERRA II

Un caballista comentó que hace menos de un año, Martinelli le prometió el cielo y la tierra a los hípicos, y ahora, parece que cambió de opinión. El romance duró poco, porque ya me dijeron que si se le ocurre ir para el clásico Presidente, tendrá que llevar tapones para los oídos.

¿UNA CORTINA?

En Tribuna Chica del óvalo juandieño, un parroquiano me apostó $10 dólares que Martinelli tiró la bola de mover el hipódromo para ver si apaga un poco a Pamago y el aumento del combustible...jooooooooooo.

OLOR A QUEMADO

En la sede PRD en San Antonio de Penonomé, está pasando algo feo. Julito "Banderas" formó un zambapalo el jueves, que dio como resultado la botada de Maicol, el "cibernético" y la China Wikiliks".

ABRIRÁN LA BOCA

Y estos caídos dicen que cantarán bellezas de lo que se hizo el domingo 3, donde algunos resultados pasaron por el fogón, y unos ganadores no eran nada ganadores. LLuvia de tomates y tomatitos por venir... ... y que nadie llore