Temas Especiales

03 de Jul de 2022

  • Redacción Digital La Estrella

Opinión

El hombre y los animales -10 Mantras

DIRECTOR FUNDACIÓN ARTE PARA BENEFICENCIA.. En el libro Los diez mandamientos de Marc Bekoff, profesor de Ecología y Biología evolucion...

DIRECTOR FUNDACIÓN ARTE PARA BENEFICENCIA.

En el libro Los diez mandamientos de Marc Bekoff, profesor de Ecología y Biología evolucionaria en la Universidad de Colorado, nos dice que para valorar más a todos los animales y los lugares en los que habitan desarrolla 10 ‘mantras’. El Dr. Bekoff se especializó en el comportamiento y evolución de los animales, ha escrito más de 200 artículos científicos, y 22 libros.

Estas ‘mantras’ son esenciales para valorar los animales que nos rodean. Si los aplicamos en nuestra vida diaria, cambiarán nuestro punto de vista y nuestro modo de vivir en el planeta.

Son simples y, sin embargo, profundos: Somos parte del reino animal. Existen numerosas semejanzas entre la conducta humana y la animal, lo que demuestra que las personas también somos animales. Los animales pueden sentir emociones parecidas a las humanas, como miedo, euforia, vergüenza, rencor, furia, compasión, asco...

Respeto a toda vida. Cada animal, planta o árbol tiene un valor y se merece nuestro respeto por igual, sin pensar que uno es superior a otro.

Aprende de los animales. Si tratamos a los animales como compañeros podremos aprender mucho de ellos y de sus vidas, pues sus proezas llegan a ser abrumadoras.

Enseñar a nuestros hijos. Es necesario que les facilitemos experiencias adecuadas hacia los animales.

Gestión sabia de la tierra. Abogamos por una administración más compasiva y cuidadosa de la vida en la Tierra. Para ello señalamos posibles prácticas cuyo objetivo es hacer que nuestras huellas, desde que nacemos hasta que morimos, sean más livianas.

Recuperar los sonidos. En las zonas industriales, las voces de los animales han sido silenciadas por el tráfico y la maquinaria. También en áfrica, los sonidos de los elefantes y leones, por ejemplo, están ya desapareciendo. Está en nuestras manos hacer algo y ayudar a recuperar áreas naturales devastadas.

Conocimiento sin daño. Para saber más cosas acerca de la vida de los animales existen formas de conocimiento respetuosas, pero también otras que son invasivas o crueles —como la experimentación en laboratorios— que hay que evitar.

Mantén tus convicciones. Podemos hacer que las cosas cambien, si expresamos en voz alta lo que nos preocupa y actuamos.

Ayuda a los grupos pro—animales. Existen muchas historias sobre personas que con su dedicación y amor por los animales han ayudado a cambiar las cosas. Muchos de los esfuerzos de estas personas se han traducido en sociedades protectoras de animales.

Actuar y vivir con esperanza. Cada acción que se realice para hacer un mundo mejor, por pequeña que sea, cuenta y merece la pena.

Bekoff dice que el mayor cambio necesario en el mundo entre humanos debe ser la compasión, también se debe ser más compasivos con los animales, pues, en la medida que la sociedad lo es con sus miembros, por igual lo es con los animales. A esto le llama ‘el paraguas compasivo’, debemos ser más empáticos, y ser más consientes del dolor del prójimo, y desde luego del sufrimiento de los animales.

No hay duda que los animales se cuidan entre sí y se quieren. Si hablamos del amor como un lazo afectuoso, los animales nos demuestran amor. Muchas parejas en diferentes animales pasan tiempo junto, comen y duermen juntos, crían a sus pequeños, defienden su territorio. Entre mamíferos tienen el mismo sistema límbico y los neuro químicos que los humanos. ¿Sería difícil decir que no tienen sentimientos? El amor de los animales no será idéntico al de los humanos, pero, el amor entre humanos también tiene grandes diferencias entre sí.