Promesas incumplidas

Actualizado
  • 23/05/2009 02:00
Creado
  • 23/05/2009 02:00
COCLÉ. Los vendedores de los distintos productos del mercado público de Penonomé están a la expectativa de si se hará efectiva o no la ...

COCLÉ. Los vendedores de los distintos productos del mercado público de Penonomé están a la expectativa de si se hará efectiva o no la inauguración del mercado antes que finalice el mes de mayo, tal como lo había prometido el gobierno.

Hasta el momento, se les había prometido en dos ocasiones la culminación de los trabajos de reestructuración del proyecto, pero todo se ha quedado a medias.

Pero de lo que sí están seguros es que una vez se aplome el invierno ellos se verán afectados al no tener dónde cobijarse para vender su mercancía ya que actualmente se protegen del sol con una lonas de color azul, que en horas del medio día el calor los afecta grandemente.

Los espacios por donde transitan los clientes son mínimos y el acomodar los productos en el lugar se convierte en un problema de salubridad.

VENDEDORES

Alrededor de 100 vendedores entre los productores y los revendedores de verduras, granos, frutas y artesanías laboran en el mercado improvisado, luego que el pasado año se les trasladó a este lugar mientras se les construía el mercado público.

Los meses han transcurrido y ya llevan aproximadamente un año y siguen esperando el nuevo mercado prometido por las autoridades. Luego de ello, dos fechas mencionaron como entrega del mercado, una de ellas fue el pasado mes de febrero y luego en el mes de abril, del año 2009.

PIERDEN PRODUCTOS

Entre los problemas que enfrentan es la pérdida de sus productos, pues delincuentes en repetidas ocasiones les han hurtado su mercancía en horas de la noche porque las puertas no son seguras.

Mientras otros esperan ansiosos el nuevo mercado porque en algunos cubículos, especialmente los que están cerca de la iglesia, no tienen la ganancia de antes, y estos campesinos dependen de este trabajo para mantener a sus familias “no es fácil vender en el mercado público lo que se produce en el campo”.

Carmen Martínez sostiene que les han dicho tantas veces que el mercado estaría listo en pocos meses, pero lo ven todavía atrasado para su inauguración, ya que no está pintado dentro ni fuera y tampoco ven las puertas completas por lo que consideran que todavía deben esperar un poco más de tiempo.

CALLEJÓN DE LA Z

Algunos campesinos han preferido trasladarse para el callejón de la Z, un lugar localizado en un área más céntrica para vender porque necesitan comercializar sus productos antes que se les dañen como les ha ocurrido en el mercado improvisado, donde ya no se cabe.

Eleuterio González señala que sí vende, pero no como antes, pero están preocupados con el invierno pues las pocas lluvias que han caído ya han hecho sus efectos y se han dañado muchos de sus productos por eso se vieron obligados en colocar sacos y lonas para protegerse.

Piden se apresure la inauguración para el beneficio de todos los productores de Coclé que llegan de lugares lejanos a sacar su mercancía desde las dos de la madrugada todos los días.

Lo Nuevo
comments powered by Disqus