Temas Especiales

25 de Feb de 2021

Café Estrella

Semillero de nuevos talentos

PANAMÁ. Ingrid de Icaza, Manuel Corredera, Alejandro Lagrotta, Priscila Moreno, Richie Velásquez y los Mellos son ejemplo de artistas pa...

PANAMÁ. Ingrid de Icaza, Manuel Corredera, Alejandro Lagrotta, Priscila Moreno, Richie Velásquez y los Mellos son ejemplo de artistas panameños que se dieron a conocer a través de los concursos de karaoke que se celebraban en distintas discotecas de nuestra ciudad. Fue por allá entre 1992 y 1993 cuando estos concursos empezaron a conocerse en Panamá, todo gracias al empresario Ofer Haskin, dueño de la discoteca Backus, quien implementó el karaoke. Todo comenzó —comenta Fabian Baeza, propietario de Karaokes Panamá (KWC)— por la necesidad de ofrecer a los clientes innovación en el entretenimiento nocturno.

Desde entonces estos concursos se han popularizado en nuestro país, tanto así que actualmente existen competencias nacionales en las que eligen a una persona que nos represente a nivel internacional, como es el caso de Karaoke World Championship, que se celebra desde hace dos años y en el que el año pasado Luigui Boutin, de Panamá, obtuvo el primer lugar en la categoría masculina en la competencia final realizada en Finlandia.

UN BUEN NEGOCIO

Otro concurso que es muy famoso en nuestro país es el Karaoke de las Estrellas, que se realiza desde hace cuatro años y en el que participan caras famosas de Panamá. Este concurso es producido por Orman Inis y aunque el ganador no tenga que representar a Panamá en el exterior, durante su realización hace reír mucho a los asistentes con el show que ofrecen sus participantes. Además, tiene un fin social, ya que los fondos van dirigidos a organizaciones be néficas.

Se podría decir que el Karaoke World Championship Panamá es el concurso de karaoke más serio en el país, pues su ganador debe enfrentarse a nivel internacional con otros participantes. Luis Bolívar, productor del KWC, comentó que él participaba en los karaokes que se realizaban en Backus y cuando la discoteca cerró quiso hacer ‘un concurso que diera un premio con algo de dignidad, fue por eso que busqué una competencia internacional y la encontré’.

¿Pero al final es bueno o malo que se realicen tantos concursos de karaoke? ¿Quiénes se benefician? ¿Quiénes son realmente los ganadores? Ante estas interrogantes, Baeza expresó que el karaoke en sí es un juego no muy diferente al monopolio, voleibol o surf; todos los juegos te ofrecen la oportunidad de descubrir quién eres y expresar tus habilidades, por eso se puede decir que estos eventos benefician mucho a los concursantes, pero al final, ‘la realidad es que es un juego de ganar, ganar y ganar: gana el empresario que vende su producto en un bar, discoteca o casino; gana el público a través del espectáculo y gana el participante en la oportunidad de compartir lo que él cree que es su talento’.

Con esto concuerda Bolívar, quien asegura: ‘todos nos beneficiamos del concurso’, primero el local comercial que se llena de las personas que van a apoyar a los cantantes y por otro lado, el negocio, que si no fuera negocio no se haría; al final ‘lo hacemos por el negocio y porque nos gusta el karaoke desde siempre’.

BUENA EVOLUCIÓN

Para Baeza, quien quedó en el tercer lugar en el primer concurso de karaoke que se celebró en nuestro país (1992 aproximadamente) y que actualmente es el animador de sus propios concursos, la diferencia entre antes y ahora es que actualmente a la juventud le gusta mucho más el protagonismo, es por esa razón que hacen dinámicas más atrevidas, ‘y no es que antes no fueran así, aún tengo videos de lo interactivo de los concursos, en sus inicios, y personalidades que participaban’.

El productor de KWC aseguró que los karaokes han evolucionado de una manera asombrosa, ‘los concursantes tienen un talento innato’. Los concursos de canto televisivos han hecho que los muchachos sientan que pueden, ‘entonces se atreven y los karaokes son lugares como para practicar, además de un excelente lugar para conseguir nuevos talentos’.

Pero estos nuevos talentos no se encuentran así por así, antes de coronarse como el campeón del karaoke hay que cumplir ciertos requisitos, como por ejemplo: voz, afinación, presencia escénica y el show completo como entretenimiento. La idea, explicó Bolívar, es que cantes bien y entretengas a las personas a la vez. ‘Si cantas bien y me aburres, al final no vas a ganar’.

Baeza coincide con Bolívar y aseguró que hoy en día lo que se debería tomar en cuenta es la interpretación, la proyección y el manejo de la voz.

La popularidad de los concursos de karaoke seguirá creciendo en nuestro país, al igual que saldrán de allí grandes estrellas del patio, aunque al final los critiquen... ‘conozco un sin fin de artistas que han salido de estos concursos y hoy en día los critican; no diré sus nombres por respeto’, finalizó Baeza.