Temas Especiales

19 de Jan de 2021

Cultura

Los trapos sucios se lavan en casa

Por muchos años las personas han utilizado la frase ‘los trapos sucios se lavan casa’, para expresar que los problemas de la familia son...

Por muchos años las personas han utilizado la frase ‘los trapos sucios se lavan casa’, para expresar que los problemas de la familia son únicamente de interés de los miembros del hogar. Sin embargo, una infinidad de problemas suelen darse por no cumplir con esa norma.

Es cierto que cuando se tiene un problema una de las soluciones es referirse a alguien más que pueda ver desde una perspectiva diferente lo que pasa y que pueda brindar una posible solución. Pero, también existen aquellas personas que no miden sus palabras y le van contando a todo el vecindario la situación que viven.

Este tipo de comportamiento no solo puede incomodar o molestar a las parte implicadas, porque se le esté divulgando algo que es parte de su vida privada, sino también a las personas a quien se les dice puesto que muchos de ellos considerarán que no es un asunto de su incumbencia en el que prefieren no opinar.

Privacidad del hogar

Hernán Corral, en su libro ‘Vida Famiiar y derecho a la privacidad’, afirma que uno de los aspectos que rigen la privacidad es el entorno familiar puesto que existen situaciones en las familias que no deben ser de carácter público que interesan para estructurar la sociedad e incluso para proteger la vida misma de la familia. Por otro lado no conviene restringir el concepto de privacidad a solo el ámbito familiar. Experiencias, sentimientos, cosas que no se dicen en la familia pueden quedar bajo el seno de la intimidad, amparadas de la mirada escrudiñadora de terceros.

Problemas internos

Expertos han determinado algunas de las cosas que pueden ser consideradas parte de la intimidad familiar y que no deberían ser divulgadas y mucho menos estar sujetas a la opinión de otras personas como: Cualquier inconveniente que se tenga en el entorno familiar específicamente en los problemas del matrimonio, problemas sociales en los que puedan estar involucrados lo hijos, problemas legales, económicos e incluso académicos, entre otros. Por ellos es importante que los padres, inculquen a sus hijos desde muy pequeños, que sus problemas solo son de incumbencia familiar.