Temas Especiales

27 de Sep de 2020

Cultura

Divertido y delicioso

PANAMÁ. El día sería completamente distinto. En lugar de dirigirnos a la sala de redacción, partimos en la mañana hacia el punto de encu...

PANAMÁ. El día sería completamente distinto. En lugar de dirigirnos a la sala de redacción, partimos en la mañana hacia el punto de encuentro.

En los estacionamientos de Multiplaza nos esperaba el colorido bus de City Sightseeing Panama y ya se dejaban ver algunos cocineros, identificados por sus chaquetas.

Elena Hernández, presidente de Panamá gastronómica y organizadora del evento, dio la bienvenida a los periodistas participantes, a los chefs y al viceministro de turismo, Ernesto Orillac.

A las 10 de la mañana partimos hacia la primera parada, Terrae Bistro, donde su chef y propietaria Raisa Kiener nos recibió con un refrescante té verde con peras y ciruelas (plums), una ensalada de hojas orgánicas con mango y pimentones y wantones de entraña con salsa teriyaki.

Kiener participará en el congreso de Panamá Gastronómica y su tema será la ‘Pesca sostenible’.

‘Es muy importante la pesca, sobre todo en un país como el nuestro’, comentó la chef quien ofrece en su restaurante un menú con ingredientes orgánicos y vela por la conservación de nuestros recursos naturales.

Los tuiteros también iniciaron su labor: mantener informados a los seguidores de la red social de cada uno de nuestros pasos.

El sol ya estaba causando estragos en la planta alta del autobus de Sightseeing, pero la oportunidad de mirar la ciudad desde un ángulo diferente mantenía a algunos pasajeros pendientes del panorama.

Nuestra segunda parada fue en el restaurante La Trona, con un ambiente sofisticado y música contemporánea. Allí, el chef Alfonso De La Espriella nos deleitó con un delicioso cappucino de hongos y un sorbete de piña.

‘La importancia de trabajar con el producto nacional’ será el tema que llevará a Panamá Gastronómica. ‘vamos a mostrar tanto productos como técnicas a los jóvenes y les mostraremos la importancia de conocer las áreas donde se cultivan los productos o se crían los animales, hay que tratar nuestros productos con respeto’, afirmó.

Se acerca ya el mediodía y la gira se aproxima a su tercera parada, el restaurante Luna. El chef Rubén Ortega Vieto ofreció a los asistentes una cerveza bien fría, su versión de patacón con camarón y una espuma de almejas con bacon.

El chef Ortega Vieto cuenta con sus propios cultivos orgánicos en una finca autosostenible en el área de Cerro Azúl. De ella hablará en el congreso gastronómico.

Fotos en el restaurante, con el autobús de fondo y desde los asientos. Arranca el bus y nos lleva a Orígenes, restaurante de cocina española - fusión comandado por la chef Cecilia Russo.

Un gazpacho, croquetas de jamón serrano y patacón con boquerón fueron la propuesta de Orígenes para el tour y que dieron pie al tema de Russo en Panamá Gastronómica: ‘Tapas modernas’.

Es difícil pasar inadvertido en el bus de Sightseeing. Pasadas las 2 de la tarde, nos dirigimos a El Bodegón, del chef Álvaro Perrino.

Tortilla española, aceitunas con anchoas, jamón serrano y unas espectaculares croquetas fueron acompañadas de una deliciosa sangría. Sobre su participación en el congreso, Perrino lo dedicará al centollo, un producto muy panameño.

‘Hablaremos del centollo y presentaremos cómo limpiarlo y cómo prepararlo. Haremos varias recetas’, dijo entusiasmado.

Continuó el paseo por el área de San Francisco. El bus se detuvo frente a las puertas del Wine Store de Felipe Motta. Allí, Valérie Avila de Montulé nos presentó la nueva adquisición de la casa, un dispensador de vinos que permitirá que los clientes tengan la oportunidad de degustar algunos vinos para hacer una mejor compra.

Así, tuvimos la oportunidad de probar unos cuantos vinos, acompañados de carnes frías y quesos.

Pasan las tres de la tarde y nos acercamos a la última estción del tour: Tappo, Wine Bar & Specialty food, asociado a Canavaggio Wine store. Con hors Deuvres y Chianti finalizó la jornada gastronómica.

Có mo pasa de rápido el tiempo. Ya son casi las cinco de la tarde. Fue un paseo muy divertido en el cual pudimos observar el nivel de nuestros cocineros, la calidad de nuestros productos y lo prometedor que estará el congreso.