Temas Especiales

22 de Oct de 2020

Cultura

Protestas de Gezi Park inspiran pieza musical de compositor turco

"Imágenes vivas de una Resistencia" es el título de la pieza musical del compositor nacido en Estambul Tolga Yayalar.

Protestas de Gezi Park inspiran pieza musical de compositor turco
El compositor turco Tolga Yayalar es ovacionado por el público durante la presentación de la pieza musical "Imágenes vivas de una resistencia" en Alemania.

Sirenas de policía, un estallido, movimientos. Una melodía melancólica acompaña los sonidos de la ciudad, registrados durante las protestas de Gezi Park hace un año en las calles de Estambul, durante las más grandes manifestaciones que se han registrado en la historia de Turquía.

"Imágenes vivas de una Resistencia" es el título de la pieza musical del compositor nacido en Estambul Tolga Yayalar. Actualmente profesor en la Universidad privada Bilkent en Ankara, capital turca, Yayalar dirige la Orquesta Juvenil Sinfónica de Bilkent.

"Estos jóvenes han aprendido toda su vida a tocar bien. Yo les enseño a tocar mal. Es un shock al principio", comenta Yayalar acerca de su nueva composición. Yayalar no se considera un artista político, ni mucho menos piensa que su música tiene un mensaje directo. "Quería componer una pieza abstracta. Me interesan los sonidos de la ciudad", puntualiza. Pero luego ocurrieron las protestas de Gezi. "Me fue claro que tenía que reaccionar con mi música".

Las manifestaciones fueron protagonizadas principalmente por estudiantes que se oponían a la construcción de un centro comercial en las inmediaciones del Parque Gezi, cerca de la Plaza Taksim en el distrito estambulí Beyoğlu, ubicado en la parte europea de la ciudad. Más  de 3,5 millones de personas participaron en aproximadamente 5,000 acciones de protesta, donde 5 personas murieron y miles resultaron heridas.

El levantamiento contra el sistema de gobierno del aquel entonces Primer Ministro Recep Tayyip Erdoğan (actual Presidente de Turquía) se aplacó luego de meses de disturbios en distintas ciudades turcas.

"Lo que sucedió hace un año todavía nos brinda esperanza", continúa. "El movimiento de Gezi demostró que nuestra sociedad está en la posición de reaccionar y que existen reflejos saludables contra regímenes autoritarios".