Temas Especiales

24 de Oct de 2020

Cultura

Omar Vizquel, más allá del béisbol

Sus obras las desarrolla en canvas y utiliza la técnica del óleo. Para despojarse del mundo del béisbol pinta desde el estacionamiento de su casa

El ex-grandeliga venezolano, Omar Vizquel, considerado mejor campo corto defensivo de todos los tiempos cambió las manillas y el bate de béisbol por la pintura y los pinceles, pasión que según comentó nació cuando era un niño pero a la que nunca la había dedicado el tiempo que se merecía.

El galardonado con 11 guantes de oro y con 2877 imparables conectados estuvo en Panamá presentando la muestra pictórica denominada ‘Sueños', que exhibió en la Galería de Arte Bortot y en Casa Casco.

RÉCORDS

Datos relevantes del expelotero.

A sus 45 años de edad se mantuvo como jugador activo en las Grandes Ligas.

El 3 de octubre de 2012 se retira de las Grandes Ligas, siendo ésta su última temporada como jugador profesional.

Actualmente se desempeña como Instructor de Primera Base en los Tigres de Detroit.

‘Cuando entro al estacionamiento de mi casa, que es mi estudio, es allí donde me desarrollo más. Allí me despojo prácticamente del mundo del béisbol y expreso mis emociones, mis sueños y mis experiencias', afirma Vizquel muy sonriente.

‘Tengo todas las paredes del estacionamiento pintadas, tengo canvas guindadas por todos lados, algunas pegadas con cintas adhesivas, otras con tachuelas y clavos', añade el pelotero.

Vizquel, asegura que su técnica es a base de óleo mezclado con pastas y cremas. ‘Uso cualquier cosa que sea pastosa para agregar en mis canvas y de ahí voy creando un proceso único en mis cuadros, a tal punto, que algunas veces se te olvida qué fue lo que hiciste, pero a medida que vas aplicando más pinturas y más pastas se te vienen más ideas a la cabeza'.

El ex-grandeliga, quien se retiró a la edad de 45 años, afirmó que posee varias colecciones de sus pinturas. ‘Empecé pintando abstractos pero luego me fui más por lo figurativo (caras de personas y figuras humanas). Me llama mucho la atención el cuerpo humano y creo que plasmarlo en el arte es lo más difícil de lograr, ya que hay que jugar con los oscuros y los claros en las canvas', expresó Vizquel, quien jugó en las Grandes Ligas de Béisbol con los Seattle Mariners, Cleveland Indians, por mencionar algunos.

El otrora timonel de la selección de Venezuela para el Clásico Mundial de Béisbol comentó que su arte no es solo con las canvas, pues realiza otras formas de arte. ‘Me gusta tallar la madera, tallé en piedra por un par de años y gracias a unos italianos inventé tallar en mármol de colores; en fin he tenido una experiencia muy bonita con el arte', agrega.

‘En estos momentos estoy creando una serie que se llama 'Guantes', allí plasmo desde guantes de oro, guantes viejos, guantes de trapo y guantes de colores, son pinturas que plasman la evolución del guante desde los años 30 hasta el día de hoy', comentó Vizquel, quien no logró este año alcanzar el salón de la fama del béisbol, ya que solo sumó el 33 % de los votos del 75 % que debe acumular.

‘Estoy trabajando con alambres de electricidad, nailon y cordones (de los que usan los alpinistas) que van entrelazados entre el guante de béisbol. Algunos de ellos tienen retazo de telas que guindan. La verdad es que me he entretenido con esta serie y por ahora tengo tres cuadros, los que me han tomado mucho tiempo realizar', dijo el jugador de 24 temporadas en las mayores.

EL ARTE ES POR HOBBY Y NO PARA SER FAMOSO

El también ex campo corto de los Gigantes de San Francisco, Vigilantes de Texas, Medias Blancas de Chicago y Azulejos de Toronto, señaló que en el mundo del arte se ha tenido muchos mentores venezolanos como Jesús Armando Villalón y Juan Urbina, entre otros que ha conocido con el paso de los años y lo han ayudado mucho.

Considera que el arte es infinito. ‘Yo pinto por mi propio interés personal y no pienso exponer para llegar Italia o a otros lugares del mundo para ser reconocido, solo pinto por hobby, es decir por placer', resalta quien se formó en su carrera artística en la Academia de Artes de Seatlle y Washington.

‘No tengo hora para pintar. Hay cuadros que me salen en la madrugada, en la mañana, en la tarde o en la noche. Puede ser de un momento que viviste, de alguna anécdota o de un sueño en la cabeza, son muchas cosas que influyen a la hora de pintar. Realmente yo no tengo una, simplemente me levanto con fuerza y si quiero pintar lo hago y ya. Uno a vences planea las cosas, pero no sucede de esa manera, porque posiblemente no amaneciste con ganas, no tienes la inspiración o motivación. Tienes que esperar que esa inspiración llegue a ti', enfatizó.

El nacido en Caracas, Venezuela, afirma que el pintar en tela es un mundo. ‘La pintura en canva puede cambiar a medida que vas haciendo los trazos, puede ser que te levantes con ganas de hacer un caballo y a medida que vas pintando ese caballo puede agarrar la forma de perro y ese perro puede llegar a gato y al final de la obra tienes a una mujer sentada en una piedra', dice.