Panamá,25º

09 de Dec de 2019

Cultura

Suspenden el juicio contra famoso director teatral ruso por falta de pruebas

La magistrada explicó que la acusación cometió infracciones que no pueden ser subsanadas durante el proceso judicial

Kiril Serébrennikov.

La Justicia rusa suspendió hoy el juicio contra el director de teatro Kiril Serébrennikov, acusado de malversación de fondos públicos en un proceso muy criticado en círculos culturales rusos y occidentales.

"El tribunal, tras estudiar los materiales del caso y escuchar la opinión de los participantes en el proceso, considera necesario devolver el caso penal a la Fiscalía", dijo Irina Akkurátova, la jueza del Tribunal Meschanski de Moscú, según medios locales.

La magistrada explicó que la acusación cometió infracciones que no pueden ser subsanadas durante el proceso judicial, dificultan la tramitación del caso e impiden que se dicte sentencia.

Además, retiró todas las medidas preventivas que pendían sobre Serébrennikov, que primero estuvo en arresto domiciliario y después fue privado del derecho de viajar al extranjero, y sobre otros tres figurantes en este caso.

La defensa apoyó la decisión del tribunal, aunque adujo que los materiales presentados durante el juicio eran suficientes para que la jueza emitiera un fallo absolutorio.

"Apoyo su decisión, aunque es muy evidente que mi defendido y otros figurantes con inocentes", declaró Ksenia Karpínskaya, abogada del director, durante la vista.

En cambio, la acusación negó que existan contradicciones en sus presentaciones y que la devolución del caso a la Fiscalía esté lo suficientemente motivada.

"Es una magnífica noticia. Está muy bien que... un creador pueda trabajar libremente", comentó Vladímir Tolstói, tataranieto del famoso escritor ruso Lev (León) Tolstói y asesor cultural del Kremlin, a la agencia Interfax.

A mediados de agosto la jueza ya reconoció que el tribunal no podía demostrar la culpabilidad de Serébrennikov, ante la imposibilidad de determinar si tuvo lugar una malversación de fondos asignados al proyecto cultural Plataforma, dedicado a la popularización y desarrollo del arte moderno.

El tribunal encargó en abril pasado a una comisión investigar si la compañía Séptimo Estudio creada por el director para gestionar el proyecto había dedicado parte del dinero a otros fines.

Además de Serébrennikov, otras tres personas vinculadas con la compañía Séptimo Estudio están acusadas de malversar 133 millones de rublos (más de 2 millones de dólares) de fondos destinados entre 2011 y 2014 a Plataforma.

En su momento, el ministro de Cultura de Rusia, Vladímir Medinski, llamó a no inmiscuirse en el juicio y permitir que el tribunal ejerza su labor "de manera objetiva, sin presiones y sin histerias".

Serébrennikov, que ha recibido el apoyo de numerosas personalidades de la cultura rusa y extranjera, además de varios premios internacionales, considera que las alegaciones son una "tremenda injusticia" y ha pedido ayuda al público.

En cambio, el presidente ruso, Vladímir Putin, negó la "persecución" del director, aduciendo que, si la hubiera, su último espectáculo "Núreyev", que causó una gran controversia, no habría sido escenificado en el Teatro Bolshói.

El director ha participado en varias manifestaciones de protesta contra Putin y criticado la creciente influencia de la Iglesia Ortodoxa en Rusia, por ejemplo en su película "The Student", que fue premiada en Cannes.