Temas Especiales

28 de Ene de 2023

Cultura

'Crisálida', el sueño de poder ver a un mundo muy unido

La más reciente producción musical de Danilo Pérez, con The Global Messengers ha recibido dos nominaciones al Grammy. Para su creador es una muestra de que se puede llegar a construir una nueva sociedad en la que todos se identifican

'Crisálida', el sueño de poder ver a un mundo muy unido
Danilo Pérez imagina Crisálida como un espacio protegido donde nos podemos unir para abordar temas como la migración, el cambio climático, la justicia ambiental y la ciencia conectando diversas formas de arte.Tito Herrera

Danilo Pérez se encontraba en medio de una clase en el Global Jazz Institute cuando sonó su teléfono. Una voz que él no reconoció de inmediato le preguntaba ¿escuchaste la noticia? Pérez no comprendía el porqué de la emoción en la voz que puso en el parlante. “Estamos nominados en dos categorías en los Grammy”.

El anuncio fue escuchado por toda la clase y gritos y aplausos se dejaron sentir. Crisálida, el más reciente proyecto de Danilo Pérez, en compañía de The Global Jazz Messengers recibió una nominación como mejor álbum de jazz latino y como mejor composición instrumental por la pieza “Al Musafir Blues”

“Me emocioné mucho porque este proyecto particularmente tiene un significado especial para mí ya que es la culminación de una etapa desde que fundé el Globlal Jazz Institute, o sea, el poder tener la oportunidad de trabajar, hacer mentoría y ver el resultado de este proyecto desde que se concibió la idea y ver cómo ha crecido tan rápido”, cuenta Danilo Pérez a La Estrellad e Panamá, a través de una videoconferencia.

“Pudimos generar un proyecto de esa calidad y que fuera tomado en cuenta, con todas las las vicisitudes que uno tiene que tomar como artista para lograrlo: el tiempo la dedicación y bueno, para mí fue emocionante porque eso da pie para que personas que estén trabajando por sus sueños que estén trabajando por ideas por la visión que tengan vean que tú tienes que seguir tu camino, tiene que ser en esta vibrando en energía positiva”, cuenta.

'Crisálida', el sueño de poder ver a un mundo muy unido
Portada de la producciónCedida

Lo siguiente fue recibir un sinfín de felicitaciones nada más al abrir su teléfono. “Nos enteramos por parte de Panamá, muy importante en este proyecto ya que es una visión futurista también de lo que representamos: un Panamá innovador, ese Panamá por el que tenemos que apostar, el Panamá al que tenemos que hacer una promesa y cumplirla para las nuevas generaciones”, agregó.

Crisálida es un proyecto concebido en medio de la pandemia. Su estreno en Panamá estuvo accidentado, pues debido al contagio de Pérez días antes de presentar un adelanto de la producción en el Panama Jazz Festival de este año, debimos esperar al lanzamiento de la producción para escucharla por completo. Sin embargo, luego de esa fecha, la producción ha ido cobrando un gran terreno no solo en Estados Unidos sino a nivel mundial.

“Hicimos una gira en Estados Unidos, acabo de venir de Abu Dhabi, allá pude llevar un proyecto porque lo que ha pasado con Crisálida es que ha abierto espacios a un a otros proyectos creativos que los estoy llamando Global Jazz Project y estoy empezando a a combinar diferentes sonoridades con diferentes alumnos del Global Jazz Institute y también de la facultad y estamos expandiendo ese concepto y lo hemos estado llevando a diferentes espacios”, comenta el pianista y compositor.

Pérez comenta que las críticas recibidas han sido muy positivas. “La gente lo ha recibido con mucho, cariño. En los cuatro días que estuvimos en Nueva York tuvimos seis conciertos vendidos; la gente se ha identificado mucho, lo pudimos llevar también a Chile y la idea, es que vayamos a diferentes lugares y se invite, como hicimos en en Abu Dhabi, que además de la agrupación tuvimos dos invitados, un instrumentista y una cantante maravillosa y hay espacio para esa colaboración y a través de la música se vive esa diplomacia cultural, la idea de ver un mundo unido”. Pérez nos recuerda que Crisálida no es más que un lugar místico en el que el artista reimagina. “un lugar protegido que podemos ofrecerle a las nuevas generaciones”.

Musicalmente, cuenta Danilo, esta producción ha llevado a los diferentes oyentes a sentirla suya. “Cuando toqué en Chile me dijeron 'esto suena bien chileno'; cuando cuando lo tocamos en Panamá 'eso suena bien panameño', la gente se paró a bailar allá en Abu Dhabi y decía que eso sonaba muy del Medio Oriente. Esa es la magia de Crisálida. Hemos logrado concebir ese espacio místico donde las personas se identifican, personas de todas las culturas se pueden identificar”. Entonces es ese sueño, que aunque ahora mismo estamos en una crisis mundial, podemos ver un mundo unido, en una atmósfera que nos ayuda a crear conciencia social y justicia social y que nos ayuda a dialogar y a ser mejores”, reflexiona.

“Hemos logrado concebir ese espacio místico donde las personas se identifican, personas de todas las culturas se pueden identificar”.

Esta intención y deseos de abrir espacios son una herencia que le han dejado maestros y colegas. “Me siento responsable desde el momento en que trabajé con Dizzie Gillespie y con Wayne [Shorter] y todas estas grandes figuras, de crear proyectos para que la juventud que se está entrenando también tenga esos espacios y lo hemos estado haciendo en Panamá. Rubén [Blades] lo está haciendo con el con el Big Band y yo me siento responsable en abrir los espacios en impulsar en crearle oportunidad a la gente joven, más joven que yo. Me parece muy importante que después de uno estar trabajando tanto en la educación también se enfoque en abrir los espacios para que estos muchachos puedan trabajar, para que puedan lograr una vida con aquello en lo que se están preparando. Ese es uno de los de los grandes sueños que tengo”, expone.

Y Crisálida representa esta plataforma que destaca el trabajo de músicos jóvenes talentosos, una apuesta arriesgada luego del periodo de confinamiento pandémico. “Después de todos esos conciertos que fueron cancelados, lo más lógico hubiera sido empezar a salir con los grupos de gente de renombre con mis grupos tradicionales”, analiza el músico. “Corrí el riesgo de salir con puros jóvenes, alumnos de diferentes partes del mundo y eso tiene un valor muy muy lindo para para nuestra comunidad y sobre todo ahora que ha logrado este impacto de nominado en este año donde probablemente habían más grabaciones que la que te pueda imaginar”, destaca Danilo, quien estima que en la competencia podían haber participado unas 700 producciones, el resultado de una acumulación generada por la pandemia.

“Uno tiene que tomarse todos los riesgos que se puedan tomar para para poder llevar a cabo la visión que uno tiene. Me tomó corazón y mucho amor”, dice convencido. Y hoy agradece la recompensa que le ha significado.

“Es parte de la gran emoción que uno siente, que vale la pena y me da la luz para seguir adelante. Hoy me he levantado inspirado. Tengo varias, muchas ideas. Van a haber otros espacios de colaboraciones, se van a seguir desarrollando”, asegura.

Danilo agradece a todas las personas que estuvieron involucradas en este proyecto. Los instumentistas, las voces. “También hay poesía, está el cover, las fotografías”, dice. Crisálida se compone de muchos elementos que le otorgan justamente esa solides como proyecto. La portada fue creada pro la atista plástica Olguita Sinclair y las fotografías por Tito Herrera.

“Son elementos que generaban curiosidad, mucha gente preguntaba eel significado, luego buscaban la música y entonces se daban cuenta de que hay toda una narrativa. Eso lo eso le ha dado mucha fuerza al disco”, asegura.

Danilo Pérez confirma con este logro que no es descabellado soñar, porque para lograr en grande, hay que tener sueños grandes, hay que ir hacia arriba. “Y lo vamos a hacer juntos, vamos a seguir luchando. Obviamente tenemos retos internos, pero tengo mucha fe. Hay que deshacerse de esa energía negativa. Es el reto, hay mucha energía negativa y y todo el sistema está hecho para que nuestra energía esté en el piso. Tenemos que que estar alerta y estar vibrando, hay que ir hacia arriba”, sostiene.

Es imperativo que Panamá piense un poquito más en el rol que queremos jugar, eso nos potenciaría y, claro, nos daría responsabilidades mucho más grande, que las que vemos muchas veces a nivel nacional. “Rubén Blades está nominado también, esto refleja que que de un país tan chico salen proyectos y salen ideas que compiten a nivel mundial y ese es el rol que debemos inculcarle a nuestra generación. Yo quisiera ver eso, quisiera por ejemplo, que así como hay una Orquesta Sinfónica, hay también una Big Band haciéndole honor a la historia del jazz porque Panamá ha sido un lugar importante en en la creación de esta música. Sin la participación de Panamá no se puede contar esta historia, estaría incompleta”, señala. Asimismo, un Museo de la Música, que incluya el jazz y un Performing Arts Center.

“Es es un gran sueño por cumplir, cumplirlo, pero ¿imaginas a la gente diciendo 'tienes que ir a Panamá porque allá es donde están las ideas nuevas saliendo?' La fuerza de Panamá es esa convergencia. Ese rol global que siempre ha jugado desde el principio, la capacidad de transformarse de mutarse”, tal vez así como una crisálida, ese espacio seguro que da espacio a la transformación.

Crisálida

La producción de danilo Pérez contó con la participación de The Global Messengers, un 'ensemble' multicultural con la cantante Farayi Malek (Usa), el percusionista Tareq Rantisi (Palestina), el lauto Vasilis Kostas (Grecia), el violinista y vocalista Layth Sidiq (Irak, Jordania) y el violoncellista Naseem Alatrash (Palestina).

Fueron invitados especiales Román Diaz (Cuba), Faris Ishaq (Palestina) tocando la flauta Ney, Patricia Zárate (Chile) poemas y rap, la cantante Erini (Grecia), panagiota fliri el Coro de Niños llamado Kalesma El Arca del Mundo (con sede en Grecia).

Fotografías de Tito Herrera Portada de Olga Sinclair