Temas Especiales

08 de May de 2021

Farándula

El enésimo acosador de Taylor Swift pasará seis meses en prisión

Roger Alvarado se declaró el año pasado culpable de delitos tales como el de acoso y allanamiento de morada tras acceder a la vivienda que la artista posee en Nueva York

El enésimo acosador de Taylor Swift pasará seis meses en prisión
El enésimo acosador de Taylor Swift pasará seis meses en prisión

El último de los ya numerosos acosadores que han intentado ponerse en contacto con la cantante Taylor Swift a través de acciones tan reprobables como la de tratar de irrumpir en sus viviendas, Roger Alvarado, ha sido condenado a una pena de seis meses en prisión tras el incidente que tuvo lugar el año pasado en el apartamento neoyorquino de la estrella de la música.

A finales de diciembre y tras ser arrestado en un primer momento el pasado mes de abril, este individuo se declaró culpable de delitos tales como el de acoso en primer grado o el de allanamiento de morada a lo largo de proceso legal con el que tuvo que rendir cuentas ante la justicia, uno cuyo resultado ha sido dado a conocer esta semana por la oficina del fiscal del distrito de Manhattan.

Además del medio año en que permanecerá entre rejas, Alvarado deberá someterse posteriormente a cinco años de libertad vigilada y, al mismo tiempo, tendrá que cumplir escrupulosamente con los términos de una orden de alejamiento que se prolongará durante ocho años, como se desprende de la nota de prensa emitida por el ministerio público.

El nombre de Roger Alvarado, quien según el informe policial llegó a darse una ducha en el apartamento de Taylor y dormir una siesta antes de su detención, se une así a la larga lista -y de dudoso honor- de personas que han acabado dándose de bruces con las autoridades como resultado de su obsesión insana por la de Nashville. En 2017, Mohammed Jaffar fue arrestado tras varios meses de persecución y hostigamiento contra la intérprete y condenado a seis meses de cárcel. Otro de sus acosadores más notables, Frank Andrew Hoover, lleva desde 2018 en libertad condicional y así permanecerá durante los próximos nueve años tras amenazar de muerte a la artista en repetidas ocasiones.