La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Sep de 2019

Planeta

Panamá se abre al mercado de la energía termosolar

El proyecto, ejecutado por ONU Medio Ambiente, en coordinación con la Secretaría Nacional de Energía, promete alcanzar una reducción de más de 100 mil toneladas de dióxido de carbono mediante la aplicación de energía solar térmica

¿Qué tanto podría impactar en Panamá la utilización estratégica de la energía solar? ¿Sería un mecanismo inmediato para la preservación del medio ambiente? Estas son interrogantes a las que el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (ONU Medio Ambiente) intenta dar respuesta y más recientemente, con la implementación del proyecto Termosolar Panamá, promovido por esta organización internacional.

Rosilena Lindo, gerente del proyecto, explicó a La Estrella de Panamá que tras diversos estudios determinaron que en el Istmo existe un mercado abierto a la utilización de un sistema de calentamiento de agua a través de energía solar ‘que permitirá reducir las emisiones de gases de efecto invernadero al dejar de emplear el gas como un mecanismo de calentamiento'.

La ONU, la Secretaría Nacional de Energía y el Ministerio de Ambiente, además de socios como Panama Green Building Council y a la Universidad Tecnológica,  ‘vieron interesante ofertar una tecnología diferente, accesible y con una huella de carbono cero', desarrollando la iniciativa financiada por el Fondo Mundial para el Medio Ambiente.

‘Termosolar Panamá contribuirá a la reducción de más de 100 mil toneladas de dióxido de carbono' con un proyecto que consiste en la instalación de 16,600 metros cuadrados de esta tecnología en todo el territorio nacional', describió Lindo.

‘Los números han sido bastante claros en Panamá, tenemos una exportación mayor a un millón de calentadores de agua convencionales en el país, anualmente',

ROSILENA LINDO

GERENTE DEL PROYECTO TERMOSOLAR PANAMÁ

Actualmente existen 36 proyectos del sector público y privado en proceso de ejecución.

Y es en la industria hotelera donde, según la ejecutiva, se emplean calderas de diesel ‘con un elevado grado de contaminación' que favorece el calentamiento global.

‘Cuando empezamos a diseñar el proyecto notamos que había un potencial interesante y muy marcado en el sector hotelero, en el ámbito de salud pública y en el terreno alimentario, por la cantidad de recursos que se estaban invirtiendo en los combustibles fósiles para suplir las necesidades de calentamiento de agua', detalló.

‘Los números han sido bastante claros en Panamá, tenemos una exportación mayor a un millón de calentadores de agua convencionales en el país, anualmente', aseveró.

De acuerdo con Lindo, de los calentadores que se importan al país, una cantidad significativa se destina a instalaciones individuales dentro de los recintos hoteleros, lo que se traduce en un consumo de $4 mil hasta $10 mil en combustibles fósiles y electricidad para proveer un servicio a los usuarios.

‘Teniendo esto en consideración, así como la expectativa de crecimiento en el sector de la construcción, nos dimos cuenta de que para 2019 se estarán construyendo alrededor de cuatro mil viviendas que van a buscar tecnología convencional para cubrir esta necesidad', explicó.

‘La iniciativa busca, además de generar 100 proyectos piloto a nivel nacional, crear las condiciones para que los posibles usuarios de la tecnología tengan acceso a ella con préstamos blandos otorgados por el Banco General'. Por otra parte, en la SNE fue creado el Fondo de Uso Racional y Eficiente de la Energía, una línea de crédito exclusiva para las empresas que deseen instalar el mecanismo de aprovechamiento de la tecnología solar térmica.

UN SALUDO ECOLÓGICO

La instalación de un sistema de calentamiento solar de agua, en un hogar común, equivale a sembrar dos árboles anualmente. Lindo, agregó que más que prácticas como el reciclaje y la buena conducta ciudadana, es necesario disminuir la huella de carbono con respecto a la utilización de energía.

‘Si se van sumando las acciones en pro del medio ambiente, habrá un impacto. Siendo Panamá un país tan vulnerable con casi tres mil kilómetros de costa, este sistema puede contribuir a que el golpe del cambio climático no venga tan fuerte', subrayó. ‘Tenemos que trabajar por el planeta que queremos heredar', añadió.

A propósito de la conmemoración del Día Mundial del Medio Ambiente, el próximo 5 de junio, que se centrará en disminuir la contaminación del aire, la ingeniera recordó que la tecnología solar térmica ayuda a reducir las partículas nocivas que la combustión ocasiona.

‘Es importante valorar que con decisiones pequeñas y sencillas se puede hacer la diferencia', apuntó.

SECTOR RESIDENCIAL

La gerente del proyecto compartió que de los 100 pilotos establecidos, 30 fueron asignados al sector residencial. ‘Hace ocho meses hicimos un llamamiento a través de los medios de comunicación, para evaluar quiénes estaban interesados, y aunque alrededor de 200 personas se acercaron, muchos no contaban con tuberías de agua caliente en sus residencias', indicó.

‘Estamos financiando el diseño y la instalación del sistema, pero no la adecuación de tuberías dentro de la edificación', detalló, y agregó que para una vivienda de alrededor de cuatro personas, el costo del sistema de energía solar térmica es de $600, una suma bastante noble considerando el retorno de la inversión y la caricia ambiental que ello representaría.

Con la iniciativa global que se inició en julio de 2018, han logrado estimular las reacciones de la empresa privada panameña. ‘Cuando iniciamos, solo una compañía se dedicaba al diseño de estos sistemas en el país, ahora hay cinco y hemos creado alianzas con diferentes cámaras de energía solar en Latinoamérica para hacer la transferencia de conocimientos, alianzas comerciales y que las tecnologías estén a la disposición de Panamá'.