Temas Especiales

22 de Sep de 2020

Deportes

Lotche arrollador, reclama supremacía

LONDRES. Ryan Lochte le dio un sonoro cachetazo a Michael Phelps, quien después de 16 pruebas no pudo subir al podio, al imponerse el sá...

LONDRES. Ryan Lochte le dio un sonoro cachetazo a Michael Phelps, quien después de 16 pruebas no pudo subir al podio, al imponerse el sábado con pasmosa autoridad apenas se abrió la piscina olímpica para entregar su primer oro de los juegos Londres 2012.

China, mientras tanto, hizo un llamado de atención al llevarse dos de las cuatro preseas aúreas que regaló ayer la natación.

NO HUBO CARRERA

Lochte, en ese esperado duelo entre compañeros de equipo de los Estados Unidos, destronó a Phelps en los 400 metros combinados. Phelps, que había ganado esta disciplina en Atenas 2004 y Beijing 2008, terminó cuarto, a más de cinco segundos de su récord mundial de la prueba.

El brasileño Thiago Pereira se embolsó una sorpresiva medalla de plata y el japonés Kosuke Hagino, que había sido el más veloz en las eliminatorias, se llevó la de bronce.

SIN PALABRAS

Phelps, que en Beijing cosechó ocho preseas doradas, una cifra sin precedentes, no encontraba explicación a su decepcionante actuación.

‘Fue una carrera horrible’, dijo Phelps, quien se quedó un buen rato dentro de la piscina con la mirada perdida tras haber nadado en el andarivel más lejano por haberse clasificado con el peor tiempo entre los ocho finalistas. ‘Me sentía bien en los primeros 200 metros. Pero a partir de allí, no sé qué pasó’.

Lochte, en cambio, emergió con una gran sonrisa, saludando al público y sin signos de cansancio.

‘Estoy anonadado’, declaró Lochte, quien cronometró 4 minutos, 05 segundos y 18 centésimas. Phelps fue 4.10 segundos más lento.

Ambos volverán a chocar el miércoles y jueves en los 200 libre. Allí se verá si lo de ayer fue casualidad o si Lochte es el nuevo fenómeno de la natación.