Temas Especiales

10 de Apr de 2021

Deportes

‘Me preocupa mucho Venezuela’

PANAMÁ. Juan Carlos Narváez tiene sentimientos encontrados, por el momento especial que viven Venezuela y Panamá, cuyas relaciones queda...

PANAMÁ. Juan Carlos Narváez tiene sentimientos encontrados, por el momento especial que viven Venezuela y Panamá, cuyas relaciones quedaron rotas el miércoles de esta semana.

Nacer en Venezuela hace 47 años y adoptar la nacionalidad panameña hace 12, convierte su pensamiento en uno donde choca una situación que jamás pensó que podría darse entre canaleros y sudamericanos.

¿QUIÉN ES?

Nacido en la localidad de Judibana, en el estado Falcón, Venezuela, Narváez cumple una trayectoria notable como bolichero; participa en competencias locales e internacionales y se ubica como miembro de la selección de bolos del país bolivariano.

La vida y las circunstancias le conducen hasta Panamá, donde encuentra el amor, la felicidad y la estabilidad social y laboral.

Abraza la nacionalidad panameña en septiembre de 2008, iniciando de esta forma una segunda etapa deportiva, ahora como atleta panameño.

El año pasado, obtuvo dos medallas de oro, una de plata y tres de bronce en los Juegos Bolivarianos celebrados en Perú, siendo el atleta que mayor aporte le dio al medallero panameño en estas justas.

Ayer, recibió el pabellón nacional en muy sencilla ceremonia efectuada en el Instituto Panameño de Deportes (Pandeportes).

La sonrisa en su rostro dejaba ver satisfacción y orgullo por la designación, pero a la vez, algo de tristeza.

‘Tengo mucha familia y amistades en Venezuela; sobrinos que son estudiantes universitarios y están marchando. Todo esto me tiene angustiado y nervioso’, apuntó Narváez.

Aún con cierta congoja en su espíritu, el abanderado nacional piensa que las cosas pueden solucionarse con el diálogo y el acercamiento entre las partes.

‘Son cuestiones de malas decisiones de la población venezolana, no de nadie fuera de allá. Aquí estamos todos orando por que todo esto pase rápido’, destacó.

PROPÓSITOS Y OBJETIVOS

Juan Carlos Narváez está casado con la biznieta de John De Pool, considerado el padre de la esgrima en Panamá; sus hijos son panameños y trabaja en la comercializadora AJA, además de una compañía de capital venezolano, dedicada al blindaje de vehículos.

‘Haber hecho mi vida en Panamá es algo que agradeceré por siempre; y seguro que en esta oportunidad, daré mi mejor esfuerzo en la competencia para volver a darle a este país una satisfacción’, señaló.

La competencia no será fácil, pues el nivel de los Juegos Sudamericanos en el boliche es sumamente fuerte.

Narváez sabe que se topará con bolicheros de Venezuela y Colombia, a quienes venció en Perú el pasado noviembre, pero ahora se incorporan atletas de Brasil y Argentina, que cuentan con jugadores individuales de alta competencia.

‘Juegan, estudian y se preparan en los Estados Unidos; pero no los vemos como extra terrestres, son seres humanos y sabemos que podemos hasta ganarles, y hacia eso nos enfocamos’, aseguró.

LA DELEGACIÓN

Panamá asiste con 43 atletas en 15 deportes a los Juegos Sudamericanos que se inauguran este fin de semana en Santiago de Chile.

El contingente nacional incluye, entre otros atletas sobresalientes, a Irving Saladino, campeón olímpico en 2008, Arturo Deliser, gran promesa del atletismo nacional, las boxeadoras Atheyna Bylon y Karol Hibbert, Eileen Grench en esgrima y Edgar Crespo, carta dorada en la natación.