Temas Especiales

22 de May de 2022

Béisbol

Boston, beneficiado con los movimientos

Aunque no lo parezca, los Medias Rojas lograron muchas adiciones importantes en el equipo

Haber perdido la puja por el estelar lanzador izquierdo Jon Lester fue solo una batalla no ganada en la guerra de transacciones de la temporada baja de las Grandes Ligas para los Medias Rojas de Boston.

La mayor satisfacción para los campeones de la Serie Mundial en 2013 ha sido poder conseguir material para trabajar con mucho más que decoro la próxima temporada, en un reglón donde les hacía falta conseguir adiciones importantes: el cuerpo de lanzadores.

UN BUEN TRÍO

Boston consiguió en transacciones los servicios de Rick Porcello, Justin Masterson y Wade Miley, tres brazos con el potencial necesario para suplir la ausencia de un tirador con el calibre de Lester.

Porcello fue traído de Detroit a cambio del cañonero cubano Yoenis Céspedes; los Tigres ganaron un artillero muy competente y Boston a un lanzador de 25 años, que ganó 15 partidos en la última temporada.

Masterson empezó su carrera con Boston en 2008, equipo al que retorna después de dos temporadas complicadas con Cleveland y San Luis.

Miley no tuvo sus mejores números este año; pero es un lanzador joven (28 años), pero en 2012 ganó 16 partidos con los Diamondbacks.

Un trueque que ha puesto a los Medias Rojas con un buen núcleo de abridores, que adicionan a Clay Buchholz, el único estelar de la última rotación.

Si a esto se le agrega la presencia del venezolano Pablo Sandoval y del dominicano Hanley Ramírez, junto al cubano novato Rusney Castillo, los Medias Rojas de Boston se pueden haber convertido en uno de los equipos más completos de la División Este de la Liga Americana, y tal vez, del béisbol en conjunto.

Cuando los expertos hagan sus predicciones para la próxima temporada, los Medias Rojas de Boston deben estar entre los equipos favoritos para llegar, incluso, a la Serie Mundial, sin miramientos.