Temas Especiales

14 de Apr de 2021

Béisbol

Cambios, una alternativa para los equipos que buscan el poder

Con una oferta de agentes libres limitada, los equipos buscarán a toda costa mover algunas de sus mejores fichas, por dinero y campeonatos

La jugada de los Mets de Nueva York reteniendo por cuatro años al jardinero cubano Yoenis Céspedes revela el carácter de una organización que sabe lo que quiere, y con qué cosas cuenta para cumplir sus objetivos.

BUENAS PERSPECTIVAS

Durante esta semana se pueden producir varios cambios importantes

3

días de reuniones quedan aún en Washington, para que los equipos realicen sus transacciones propias

8

de diciembre, cierre de las conversaciones invernales, cuyos resultados se conocerán de inmediato.

Tener a Céspedes de vuelta garantiza a los Mets que el mejor pelotero que ha vestido la franela en año y medio se quedará; pero al leer entre las líneas del contrato, se advierte claramente que el equipo no ha terminado aún sus transacciones.

Eso lo dejó claro el gerente de los Mets, Sandy Alderson.

Retener a Céspedes significa que habrá al menos dos piezas libres en su engranaje: los jardineros Curtis Granderson y Jay Bruce.

Granderson ganó $16 millones en 2016, mientras que Bruce obtuvo $12 millones.

El primero llegó a los Mets en 2014 con un contrato multimillonario y multianual, pero no ha estado ni remotamente cerca de sus temporadas los Yanquis.

No batea más de 30 jonrones ni empuja más de 70 carreras desde 2012; de manera que un cambio estaría en los planes de Alderson.

Los números de Jay Bruce han sido por el contrario muy atractivos.

Llegó a los Mets en cambio desde Cincinnati, y aunque su promedio fue de .219, con 8 jonrones y 19 remolques, entre los dos equipos promedió .250, 33 cuadrangulares y 99 empujadas.

Los Mets de Nueva York son un excelente ejemplo de cómo se puede calcular con el mercado de los agentes libres, los jugadores que quedarían a su disposición para ser cambiados, y así, negociar con libertad, libres de apremios.

En la práctica, los Mets se quedaron con el agente libre más cotizado del mercado este año, y tienen para negociar dos peloteros competentes y probados.

LOS POSIBLES CAMBIOS

Ya se sabe del interés que tienen al menos seis equipos por los servicios del estelar primera base venezolano, Miguel Cabrera.

Los Tigres de Detroit, urgidos por un drástico recorte en gastos de planilla, están dispuestos a escuchar ofertas por Cabrera, quien ganará $29 millones en 2017, y por el derecho Justin Verlander, tal vez el lanzador más consistente de las Grandes Ligas, que promedia 195 entradas por temporada.

También se rumora con insistencia que los Medias Blancas de Chicago negociarían a su primer abridor, Chris Sale; pero la verdad es que hay un lanzador que realmente es del interés de muchos equipos: el colombiano José Quintana.

Con 27 años de edad, y cinco temporadas completas en las Grandes Ligas, Quintana es un lanzador que necesita un equipo que le apoye con carreras.

Su registro de por vida de 46-46 contrasta con su efectividad de 3.41; a eso, se suma el haber permitido apenas 38 jonrones en 414.1 entradas de trabajo en las dos últimas campañas.

¿Habrá algún equipo que no haya preguntado si José Quintana está en lista de cambios, antes que interesarse por Chris Sale?

OTRAS OPCIONES

Los Piratas de Pittsburgh tienen como ficha negociable al jardinero Andrew McCutchen, un Todo Estrella y Jugador Más Valioso de la Liga Nacional en 2013, pero que en la pasada temporada bajó drásticamente su rendimiento, tal vez producto de la desmotivación al no contar con un equipo competitivo.

Por su lado, los Cerveceros de Milwaukee están más que dispuestos a escuchar ofertas de cambio por su estrella Ryan Braun, el Más Valioso en 2011, y Novato del Año en 2007, pero marcado por sus vínculos con la clínica Biogenesis, que le costó 65 partidos de suspensión.

PANORAMA

El problema para los cambios es la limitación que algunos jugadores han impuesto como cláusula en sus contratos.

Ese es el caso de Ryan Braun, que ha vetado a 24 de los 30 equipos de las Grandes Ligas en un posible cambio; quedan algunos como los Gigantes de San Francisco y los Padres de San Diego e incluso, los Diamondbacks de Arizona. Este último equipo tiene algunas cosas que ofrecerle a Milwaukee.

Bajo estas perspectivas, la reunión de invierno que sostienen los equipos de las Grandes Ligas en Washington pueden ofrecer algunas sorpresas, tal vez muchas más de lo que estamos acostumbrados a ver en la temporada baja.