Temas Especiales

31 de May de 2020

Fútbol

Editorial

El Mundial diferente

El péndulo del mundo del fútbol se ha movido en Brasil 2014.

Los grandes ganadores de la primera mitad de este campeonato han sido los equipos con trabajo, alegría y jugadores sobresalientes.

En esto, América Latina se ha llevados los pergaminos, y ha sido gran protagonista, con oncenos que han puesto la garra y la técnica por encima del dinero y el poder.

Los equipos representativos de tres de las ligas más importantes del mundo no llegaron siquiera a los octavos de final: España, Italia e Inglaterra; y si le añadimos a Croacia, un equipo que estaba llamado a dar la pelea, este Mundial puede considerarse un fracaso para los oncenos de la UEFA.

Viven aún Alemania y Holanda, dos candidatos firmes y por África, Ghana y Nigeria tratarán de seguir avanzando.

Y Asia también quedó en deuda con su fútbol de rapidez que no resistió la fuerza de sus contrarios.

En cambio, Brasil se ha reafirmado como gran aspirante a la corona; México y Costa Rica dejan bien parada a la Concacaf con fútbol y goles; mientras que Uruguay, Chile y Argentina se movieron hacia los octavos de final, como era previsible.

Punto y aparte es Colombia. Un plantel lleno de talento, mucho más completo a mi modo de ver que el de Valderrama y compañía, comandado por James Rodríguez y la cuota de Jackson Martínez, Juan Cuadrado, Pablo Armero, Fredi Guarín y el golero Ospina.

Mientras Europa, África y Asia han sufrido pérdidas grandes; América Latina gana y quiere más... mucho más.