Temas Especiales

06 de Feb de 2023

Fútbol

Xavi logra su primer título y corta la racha de Ancelotti

Desde entonces, nueve finales -dos con el Bayern de Múnich y siete con el Real Madrid- a partido único y nueve victorias

Los jugadores del FC Barcelona celebran un gol de su equipo durante la final de la Supercopa de España 2023 que Real Madrid y FC Barcelona jugaron en el estadio internacional Rey Fahd de Riad, Arabia Saudí
Los jugadores del FC Barcelona celebran un gol de su equipo durante la final de la Supercopa de España 2023 que Real Madrid y FC Barcelona jugaron en el estadio internacional Rey Fahd de Riad, Arabia SaudíEFE

"Oportunidad", fue la palabra más repetida por el técnico español Xavi Hernández cuando se refirió a la posibilidad de ganar el primer título de su proyecto en el Barcelona, algo que consiguió este domingo tras vencer al Real Madrid (1-3) en la final de la Supercopa de España y reforzó así su idea.

"Si no gano un título esta temporada me vais a matar", dijo en tono de broma el técnico antes de la final, en una frase que reflejó la realidad que esconde, y conoce de sobra, la vida de los que integran los clubes grandes.

De ilusión, de presentarse como el salvador de un Barcelona en crisis, a las dudas que acabaron tras la victoria en Supercopa de este domingo con un contundente 1-3.

Ganó 0-4 en su primer clásico en el Bernabéu, pero la eliminación en la Europa League y caer a esta competición procedente de la 'Champions' esta temporada le hicieron recibir las primeras críticas.

Esto, unido a que son líderes de LaLiga Santander con tres puntos de ventaja sobre, precisamente, el Real Madrid, refuerza el proyecto y seguro les hará crecer en ese "aspecto psicológico" que reconoció Xavi que tenían perdido por la experiencia del conjunto blanco en llegar y ganar finales.

Es más, Xavi ha cortado la racha de Carlo Ancelotti en cuanto a finales, a un partido, ganadas, ya que no caía desde el pasado 8 de agosto del 2010 cuando perdió la Community Shield -Supercopa de Inglaterra- al caer 1-3 con su Chelsea frente al Manchester United en Wembley.

Desde entonces, nueve finales -dos con el Bayern de Múnich y siete con el Real Madrid- a partido único y nueve victorias. Un 100% -sin contar la Supercopa de España que pierde en 2014 frente al Atlético de Madrid al ser a doble partido- que se rompió este domingo en Riad ante un Barcelona que superó a su equipo desde el primer momento, con un ajuste táctico de Xavi, de poner a Gavi de falso extremo izquierdo, que acabó siendo nombrado mejor jugador de la final.