Temas Especiales

26 de Nov de 2020

Más Deportes

Festival colombiano en el Giro de Italia

Acaparan los primeros puestos de la general, clasificación de la montaña y mejor joven

El ciclismo colombiano celebró un día apoteósico ayer domingo en Trieste en el final un Giro de Italia en el que se han enfundado, además de los dos primeros puestos de la general, los de la clasificación de la montaña y el de mejor joven.

La ‘maglia’ rosa de Nairo Quintana, el segundo puesto de Rigoberto Urán, el premio al mejor escalador de Julián Arredondo y el de mejor joven, también de Quintana, culminaron una ronda con acento colombiano.

Quintana y compañía se van de Italia además con cuatro victorias de etapa, algo inédito para Colombia, y demuestran su pujanza en el ciclismo mundial.

Tras la explosión de los años 80, con la generación de Lucho Herrera (vencedor de la Vuelta 1987) y Fabio Parra (3º en el Tour de 1988), el ciclismo del país del café sufrió una crisis pese a actuaciones puntuales.

El final de la década de 2000 y la voluntad política de recuperar el vigor de este deporte puso al país de nuevo en el mapa del ciclismo.

‘El ministro de Deportes invirtió en el ciclismo’, señaló en la prensa italiana Claudio Corti, mánager italiano que dirige el equipo Colombia.

‘El país es una auténtica fábrica de talentos. Tiene una motivación exacerbada en un deporte cansado y sufrido’, añadió Corti.

Hoy, Colombia, de vieja tradición ciclista y cuyas principales carreras (la Vuelta a Colombia y el Clásico RCN) se crearon a mediados del siglo XX, cuenta con equipos en la 3ª y la 2ª categoría mundial.

Pero, también muchos corredores pedalean para los conjuntos de la primera división.

Es el caso de Carlos Betancur, fichado por el conjunto francés AG2R La Mondiale y que en marzo ganó la París-Niza.Quintana, originario de Bayoca, y Urán, que viene de la provincia de Antioquia (Medellín), simbolizan también la diversidad de un país a caballo entre dos océanos, el Atlántico y el Pacífico.

Pero, todos se sienten ante todo colombianos y están orgullosos de ello.

El primero vivió algunos años con el segundo a su llegada a Europa, en un apartamento que compartían con otros dos compatriotas (Sergio Henao y Mauricio Soler).

A los andinos solo les quedan dos grandes pruebas por ganar.

El Tour de Francia, cuya edición de 2015 Quintana ya tiene señalada en rojo, y el Mundial en ruta.

En Colombia, el ciclismo no se limita a la carretera. Edwin Ávila se proclamó campeón del mundo en pista en febrero en Cali, en el primer Mundial celebrado en el país desde 1995. Y Mariana Pajón, especialista de BMX, conquistó el título olímpico en Londres 2012, la única medalla de oro colombiana en esos Juegos.

LOS PRINCIPALES ESTRENOS COLOMBIANOS

Los principales ‘estrenos’ colombianos: Podio en la Vuelta: Pacho Rodríguez (3º en 1985) Victoria en la Vuelta: Lucho Herrera en 1987 Podio en el Tour de Francia: Fabio Parra (3º en 1988).

Victoria en el Mundial de carretera: Santiago Botero en 2002 (contrarreloj) Podio en los Juegos Olímpicos en ruta: Rigoberto Urán (2º en 2012)

Podio en el Giro de Italia: Rigoberto Urán (2º en 2013) Victoria en el Giro: Nairo Quintana en 2014 jm/maz/psr