25 de Feb de 2020

Economía

iPhone no estará solo

ESPAÑA. Microsoft y Verizon Wireless han pasado al ataque en el terreno de los nuevos teléfonos smartphone.

ESPAÑA. Microsoft y Verizon Wireless han pasado al ataque en el terreno de los nuevos teléfonos smartphone.

El gigante del software y la operadora de telecomunicaciones estadounidense podrían estar construyendo un celular para competir con el popular iPhone, según publicó The Wall Street Journa l.

El periódico añadió que ambas compañías están en conversaciones para desarrollar un teléfono con pantalla táctil que funcionara con Windows Mobile, el sistema operativo para móviles del gigante del software, que en los últimos meses se ha visto amenazado además del por el iPhone por el nuevo sistema operativo de Google, Android.

Según el mismo rotativo el nuevo terminal habría recibido el nombre en clave de “Pink” y podría incluir una conexión directa a la tienda de aplicaciones de Microsoft, denominada Windows Marketplace for Mobile. Este sitio compite también con la App Store de Apple, que la semana pasada anunció que suma ya 1,000 millones de descarga en nueve meses.

Los responsables de Microsoft y Verizon no quisieron hacer comentarios sobre la noticia. Pero, de confirmarse, el movimiento entre estas dos empresas no sólo permitiría a la compañía de Steve Ballmer competir más duramente con Apple, RIM (fabricante de las Blackberry), Nokia y su sistema operativo Symbian y Palm. También Verizon podría desquitarse del golpe que supuso para ella el acuerdo entre su eterno rival AT&T y Apple para comercializar el iPhone en exclusiva en el mercado estadounidense.

Los dos socios igualmente podrían dar la batalla a otros dos serios competidores: Google y T-Mobile.

Un terminal que ha dado mucho que hablar en todo el mundo porque abre la puerta del popular buscador al negocio de la telefonía móvil y de los portátiles. Precisamente, Telefónica y Vodafone han lanzado en España sendos terminales HTC con Android con escasos días de diferencia, y Eric Schmidt, el consejero delegado de Google, lo ha dicho alto y claro: “2009 va a ser el año del Android”. Una idea que no parece gustar mucho a Microsoft que ve cómo le crecen los enanos en este negocio tras la fuerza adoptada por los nuevos sistemas operativos móviles abiertos.