Temas Especiales

25 de Sep de 2020

Economía

Industria se prepara para el alza energética

PANAMÁ. La industria panameña analiza el posible efecto que el alza de la electricidad tendrá en el sector.

PANAMÁ. La industria panameña analiza el posible efecto que el alza de la electricidad tendrá en el sector.

Ricardo Sotelo, vicepresidente del Sindicato de Industriales de Panamá (SIP), informó que se evalúa el impacto para optimizar los procesos y buscar alternativas en la producción industrial, con el fin de mitigar los costos.

‘Nosotros entendemos que habrá un aumento del 10% a los grandes consumidores que no son subsidiados por el gobierno’, señaló Sotelo.

La reducción gradual al subsidio eléctrico inició durante el primer semestre de 2012 con los usuarios que consumen de 451 kilovatios hasta 500, cuyo porcentaje alcanza el 1.7% de un total de 860 mil clientes.

La reducción se realizará de manera escalonada y progresiva por nueve semestres consecutivos hasta el año 2016.

A partir del segundo semestre del 2016, recibirán únicamente el subsidio los clientes que consumen hasta 300 kilovatios.

El Gobierno ha subsidiado la tarifa eléctrica desde el 2009, con el objetivo de evitar el traslado del costo real a los clientes, el cual alcanzaría un 20% de aumento.

Por su parte, los clientes comerciales, industriales y gubernamentales, recibirán un ajuste de 10%.

De no aplicarse una política escalonada de reducción del subsidio, el Estado tendría que desembolsar, durante el 2012, un estimado de 340 millones de dólares, suma que supera en 100 millones a lo desembolsado en 2011.

SECTOR

La producción de alimentos y de materiales de construcción son los principales motores de la industria panameña. De allí que un alza en la electricidad se verá reflejada directamente en la canasta básica, la cual ha subido más de 26 dólares en el último año. Productos como la leche, carnes, verduras, entre otros, requieren de grandes cantidades de energía, desde su procesamiento hasta su refrigeración. Los altos precios del combustible también han tenido impacto en el alza de los precios, dicen los industriales.

‘Tenemos que ver cómo se refleja el alza de la tarifa eléctrica y, cómo pudiera reflejarse en la producción de alimentos’, comentó Juan Kinner, presidente del SIP.

INDUSTRIAS

Para contrarrestar la situación, los industriales esperan que el gobierno promueva la creación de nuevas generadoras que permitan hacerle frente a los altos costos de producción y distribución de energía.

El momento parece apropiado, pues se prevé que para 2016 habrá problemas de suministro de energía, debido a la gran demanda en el mercado.

En los últimos cuatro años, el Sindicato de Industriales de Panamá ha estado dando pautas a sus miembros para que ahorren energía, lo que ha permitido recortes importantes en el consumo, dice Sotelo.

En 2011, la industria aportó un 5.2% al Producto Interno Bruto del país. Se destacó la producción de carnes y derivados, bebidas, producción de azúcar.