Temas Especiales

10 de Apr de 2021

Economía

Importaciones afectan producción

PANAMÁ. Más de 20 mil quintales de porotos y frijoles chiricanos (Vigna) se pierden en los campos de la provincia de Chiriquí, debido a ...

PANAMÁ. Más de 20 mil quintales de porotos y frijoles chiricanos (Vigna) se pierden en los campos de la provincia de Chiriquí, debido a la escasa comercialización del grano durante este año.

El problema, según Javier Aparicio, productor del distrito de Alanje, se debe a que hay una mayor entrada de frijoles al país, los cuales abarrotan los anaqueles de los supermercados por lo que no quieren comprar el grano local ni pagan un precio cónsono a los costos de producción.

En el último año al país han ingresado cerca de ocho mil quintales del grano procedente de Argentina, Estados Unidos, Canadá y Perú.

A Aparicio le preocupa la no venta del producto, pues implica la pérdida del grano y de la inversión, así como un retraso en la siembra de arroz, pues al darse la rotación de cultivos con leguminosas, los suelos se nutren naturalmente para la siembra de arroz. ‘No hemos podido ni cosecharlos, pues ahora no hay mercado disponible’, se quejó Aparicio.

Actualmente, el costo de producción de una hectárea de leguminosas ronda los $600, la cual arroja un rendimiento de 20 quintales, unidad que comercializan los productores hasta en $37.

Por su parte, José Luis Jorge, secretario técnico de la Cadena Agroalimentaria del Poroto, aseguró que sí hay preocupación entre los productores y el MIDA, pues se han dado importaciones fuera de temporada que han saturado el mercado.

Solo Chiriquí aporta el 41.9% de la producción local de frijoles. A nivel nacional, la superficie dedicada al cultivo de estos granos ha caído. Durante el año agrícola 2008-09 en el país se sembraban de tres mil a cinco mil hectáreas, ahora solo se cultiva de mil a dos mil hectáreas.