Temas Especiales

02 de Apr de 2020

Economía

Panamá redujo su prevalencia de hambre del 26.4% al 9.5%

Un censo de 2013 muestra mayores prevalencias de desnutrición crónica en las comarcas Guna Yala y Ngäbe-Buglé

Panamá redujo su prevalencia de hambre del 26.4% al 9.5%
Panamá logró la meta del hambre de los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

Panamá es uno de los 17 países de América Latina y el Caribe que logró alcanzar la meta del hambre de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, según la publicación ‘El panorama de la inseguridad alimentaria en América Latina y el Caribe' de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Según la FAO, entre 1990-1992 y 2014-2016, Panamá redujo su prevalencia de hambre del 26.4% al 9.5%, alcanzando la meta de disminuir a menos de la mitad el porcentaje de población subalimentada.

Junto con Panamá, Costa Rica, Cuba, México, Nicaragua y República Dominicana forman parte de los 17 países de la región que lograron la meta del hambre de los Objetivos del Milenio.

El avance de América Central como un todo, sin embargo, fue menor: la subregión logró reducir el número total de personas subalimentadas desde 12.6 millones en 1990-1992 a 11.4 millones de personas en 2014-2016, una caída del 10.7% al 6.6% de la población, logrando un avance de 77% hacia la meta.

‘Los avances logrados son importantes, pero cabe destacar que la reducción del hambre en términos absolutos se ha estancado desde 2013', explicó Ignacio Rivera, coordinador de FAO en la oficina subregional para Mesoamérica.

En Panamá, los datos del VII Censo de talla de escolares de 2013 muestran mayores prevalencias de desnutrición crónica en las comarcas Guna Yala (61%) y Ngäbe-Buglé (53%) que, según Rivera, evidencian ‘un desequilibro que hay que corregir entre territorios y grupos de población'.

PRIMERA REGIÓN EN LOGRAR METAS DEL HAMBRE

Al reducir tanto su porcentaje como el número total de personas subalimentadas a menos de la mitad, América Latina y el Caribe fue la primera región del mundo en lograr las dos metas internacionales de reducción del hambre.

Según el nuevo informe de la FAO, en 1990-1992, América Latina y el Caribe comenzó el desafío de los Objetivos de Desarrollo del Milenio con un 14.7% de su población afectada por el hambre; para 2014-2016 esta prevalencia ha caído a 5.5%, con lo que la región cumplió la meta del hambre. La región cumplió asimismo con la meta de la Cumbre Mundial de la Alimentación (CMA), al haber reducido el número total de personas subalimentadas a 34.3 millones.

Según la FAO, la historia de éxito de la región se sustenta en la positiva situación macroeconómica durante las dos últimas décadas y el sólido y continuo compromiso político de los países de América Latina y el Caribe con la erradicación del hambre.

Gracias al crecimiento económico, un mayor gasto público en materia social y políticas públicas focalizadas en los más vulnerables, América Latina y el Caribe hoy representa una porción menor del hambre global: en total, 17 países lograron la meta del hambre (más que en cualquier otra región del planeta) y once alcanzaron la meta de la Cumbre Mundial de la Alimentación (CMA).

La culminación de este proceso de compromiso político durante las últimas dos décadas fue la adopción por parte de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, CELAC -el principal órgano de integración regional– del Plan de Seguridad Alimentaria, Nutrición y Erradicación del Hambre, en enero de 2015.

AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE SIN HAMBRE

El panorama señala que América Latina y el Caribe fue pionera en proponer no sólo la disminución sino la erradicación total del hambre a través de la Iniciativa América Latina y el Caribe sin Hambre, que fue refrendada por todos los países de la región a partir del año 2005.

En este marco, los países del Sistema de Integración de Centroamérica (SICA) junto con Colombia y México apuestan por lograr una ‘Mesoamérica sin hambre', a partir de la experiencia de la Cruzada Nacional México sin Hambre y a través del fortalecimiento de las políticas públicas y los marcos institucionales, a nivel regional, nacional y local, que inciden en la Seguridad Alimentaria y Nutricional y en la Agricultura Familiar.

==========

Ignacio Rivera

‘ Los avances logrados son importantes, pero cabe destacar que la reducción del hambre en términos absolutos se ha estancado desde 2013',

COORDINADOR DE FAO PARA MESOAMÉRICA