24 de Sep de 2022

Economía

Exportaciones panameñas deberían ser un 40 % más altas de lo que son ahora

El desplome de las exportaciones panameñas se debe a una ‘combinación de múltiples factores',

Exportaciones panameñas deberían ser un 40 % más altas de lo que son ahora
Los productores abandonan el sector primario.

Las exportaciones panameñas llevan años tratando de remontar el vuelo pero apenas consiguen llegar a los $700 millones al año, una cifra ‘insuficiente' para un país con las características socioeconómicas de Panamá, dijo ayer el presidente de los exportadores locales, Rosmer Jurado.

‘Panamá exporta ahora un 40 % menos de lo que exportaba en 2008, que fue nuestro año récord en exportación de bienes, ya que rompimos la bandera de los $1,000 millones. Deberíamos, al menos, recuperar esa cifra', reconoció el empresario, que mañana tomará posesión como nuevo presidente de la Asociación Panameña de Exportadores (Apex).

Jurado explicó que el desplome de las exportaciones panameñas se debe a una ‘combinación de múltiples factores', entre los que destaca principalmente la ausencia de una política de Estado para el sector primario, ya que el 70 % de las ventas al exterior son productos agroalimentarios, como bananos, pescado, azúcar, piña, café o ron.

‘Hemos enfocado los recursos en fortalecer la capital, la industria bancaria, la logística, el canal y el hub aéreo, pero nos hemos olvidado del campo y del sector manufacturero', denunció Jurado, quien es también gerente de Proluxsa, una de las principales fábricas de vinagre de la región.

También ha influido, según el empresario, el hecho de que Panamá haya firmado en los últimos años varios Tratados de Libre Comercio (TLC) con economías con las que tiene grandes asimetrías, como Chile, Estados Unidos o México. ‘Muchos empresarios están abandonando el sector primario porque al final sale más barato importar que seguir produciendo. Todo empezó cuando Panamá entró a formar parte en 1997 de la Organización Mundial del Comercio (OMC). No se preparó lo suficiente para enfrentarse a la globalización', lamentó. Otra ‘gran distorsión' que tiene Panamá es que los procedimientos para importar son mucho ‘más sencillos' que los trámites para exportar, lo que desincentiva a los productores, añadió.