Temas Especiales

04 de Apr de 2020

Economía

La crisis del agua, el principal riesgo económico que en el 2020 afectará al Canal

Consultores de la empresa Marsh Semusa expresaron que con este efecto del cambio climático se pone en riesgo la economía que el país obtiene, a través del Canal

Lago Gatún
El lago Gatún abastece las potabilizadoras de Mendoza, Laguna Alta, Monte Esperanza, Miraflores, Sabanitas, Escobal, Cuipo y Gatún.Archivo | La Estrella de Panamá

La crisis del agua se convertirá en el principal riesgo económico que más afectará a la Autoridad del Canal de Panamá (ACP) para este año, aseguró Emanuel Abadía, CEO Marsh Semusa, empresa consultora de riesgos y correduría de seguros de Panamá.

Los pronósticos de Abadía se dio en base a los resultados que se presentaron en el informe Global de Riesgos 2020 que realizó el Foro Económico Mundial junto al apoyo de Marsh & McLeannan Companies y Zurich Insurance Group.

El documento analiza los principales riegos y amenazas del mundo, que mayormente están relacionados en temas ambiental, social, económico, geopolítico y tecnológico.

Merlyn Jiménez, vicepresidente Segment Leader de Marsh Semusa, destacó que los riesgos que más van a aumentar son las del área climática, específicamente en actividades sobre olas de extremo calor, destrucción de los ecosistemas naturales, crisis del agua, desastres naturales creados por el hombre, eventos meteorológicos extremos, mitigación del cambio climático y fallo a su adaptación.

En este contexto, Abadía explicó que en el caso de Panamá “todos sabemos que el Canal está sufriendo ahora mismo un gran problema por la crisis del agua”, dijo.

"Debemos ser conscientes que con estos cambios se pone en riesgo la economía que se obtiene, a través del Canal"Marlyn Jiménez, vicepresidente Segment Leader de Marsh Semusa

La vicepresidente, Segment Leader de Marsh Semusa, mencionó que este efecto de la naturaleza técnicamente se ha convertido en el mayor reto para la ACP, ya que tiene que sumar esfuerzos para dar continuidad a las actividades de esta importante ruta marítima.

“Debemos ser conscientes que con estos cambios se pone en riesgo la economía que se obtiene, a través del Canal”, indicó Jiménez.

La ejecutiva mencionó que desde diciembre del 2019 el tema comenzó a ser de interés público cuando las autoridades revelaron todas las afectaciones que se estaban viviendo producto de los embarques y de cómo el problema se estaba convirtiendo en el mayor reto para la continuidad de las funciones en la ACP.

En entrevista a medios de la localidad, el administrador de la ACP, Ricauter Vásquez, manifestó que el agua se está acabando en un país que históricamente es de mucha lluvia y donde siempre se pensó “el agua era abundante y gratuita”, pero “la historia ha demostrado que no es así”.

Disminución de las lluvias

Según datos del Canal, el 2019 concluyó como el quinto más bajo de los últimos 70 años en cuanto al registro de lluvias en la Cuenca Hidrográfica del Canal de Panamá, como consecuencia de una reducción de 20% por debajo del promedio histórico de 2,695 milímetros, en comparación con el promedio histórico.

Las bajas lluvias de diciembre mantuvieron la tendencia del año y durante todos los meses los niveles en  la Cuenca Hidrográfica del Canal fueron menores. La misma situación se repitió en el embalse Gatún, que durante ese periodo se encontró muy por debajo del promedio y con un riesgo de no alcanzar los márgenes adecuados para enfrentar la temporada seca de 2020.

El lago Gatún  es 10 veces más grande que el Alhajuela, por lo tanto, requiere de mucha más agua de las lluvias para llenarse a un nivel óptimo para enfrentar la estación seca.

Medidas de preservación

Producto de los cambios en los patrones de lluvias que han afectado el nivel del lago Gatún, principal fuente de agua para el consumo de la población y de la vía, el Canal de Panamá adoptó medidas para garantizar la disponibilidad del recurso hídrico y la confiabilidad del servicio a sus clientes, mientras implementan una solución a largo plazo a la situación del agua.

La ACP decidió aplicar un cargo  por el uso de agua dulce a todos los buques de más de 125 pies de eslora (largo) que transiten por el Canal y que estarán divididos en dos aspectos: componente fijo: $10,000 por cada tránsito y componente variable: porcentaje del peaje establecido sobre la base del nivel diario del lago Gatún de entre 1% y 10% del peaje. Es decir, entre más alto el nivel del lago, menos porcentaje se cobraría, y de la misma manera, mientras más bajo el nivel del lago, mayor sería el porcentaje.

Esta acción comenzó hacer efectiva después del 15 de febrero del 2020. 

informe
Miembros de Marsh Semusa durante la presentación de los resultados del informe Global de Riesgos 2020 que realizó el Foro Económico MundialLourdes García | La Estrella