Temas Especiales

15 de Jul de 2020

Economía

Cementos Progreso se estrena en el mercado panameño

La empresa de capital guatemalteco adquirió en noviembre de 2019 el 100% de las acciones de Cemento Interoceánico, S.A. Este año planea invertir en la construcción de tres plantas concreteras para ofrecer nuevos productos y ampliar la capacidad de la planta en La Chorrera

El 15 de noviembre de 2019, la guatemalteca de 120 años Cementos Progreso acordó la adquisición del 100% de las acciones de la panameña Cemento Interoceánico, S.A. Hasta el momento se desconoce el monto de la transacción, pero la empresa este año construirá tres fábricas de concreto y ampliará la capacidad de producción de la planta en La Chorrera.

Vista aérea de la planta San Miguel, ubicada en el municipio de San Juan Sacatepéquez.Mileika Lasso | La Estrella de Panamá

Con la compra, Cementos Progreso ocupa una participación de mercado del 10%, cifra que proyectan incrementar con una oferta basada en calidad, respaldo y servicio diferenciado de la competencia. El resto del mercado panameño se lo disputan Argos, Cemex y Ultracem.

“Cualquiera puede alquilar una galera y tener un negocio (de importación y distribución), pero cuando las cosas se ponen difíciles se van del país. Ese no es nuestro caso”,

JOSÉ RAÚL GONZÁLEZ
CEO DE CEMENTOS PROGRESO

José Raúl González, CEO de Cementos Progreso, conversó con La Estrella de Panamá en una gira de medios en el hermano país centroamericano. “Panamá es un mercado muy atractivo para invertir y en el que esperamos crecer y replicar el sitial ostentado en Guatemala, donde domina con el 80% de participación”, manifestó el ejecutivo.

Entre los primeros planes de este año está la construcción de tres plantas concreteras para ofrecer productos que, según sus estudios de mercado, tendrán aceptación. Las concreteras estarán ubicadas en David, provincia de Chiriquí; Colón, provincia de Colón, y Tocumen, en la provincia de Panamá.

Alemanes evalúan el funcionamiento de la planta.

Mientras que con la planta ubicada en El Limón, distrito de La Chorrera, provincia de Panamá Oeste ampliarán la capacidad de producción, llevándola de 250 mil a 300 mil toneladas de cemento, para ello harán unas mejoras técnicas. En la planta muelen clinker y aditivos, además comercializan cemento, concreto y derivados.

Para el directivo, crecer en Panamá es importante, pues representa una apuesta más firme y un compromiso mayor al futuro de la gente y el país. “Cualquiera puede alquilar una galera y tener un negocio (de importación y distribución), pero cuando las cosas se ponen difíciles se van del país. Ese no es nuestro caso”, afirmó.

Mercado

En Panamá se planea la construcción de megaobras como el cuarto puente sobre el Canal, la línea 3 del Metro de Panamá, entre otros, y el ejecutivo no descarta establecer un acercamiento con el Gobierno para entender los planes y el proceso de licitación y participar en ellos.

En el CETEC estiman la calidad del prefabricado.

Adelantó que uno de los segmentos que le llama la atención es suplir a las constructoras que edifican viviendas en el rango de interés preferencial. “En Panamá se ofrecen incentivos muy cómodos para la adquisición de viviendas, con lo que vemos que ese segmento del negocio se podría beneficiar”, sostuvo el ejecutivo.

Pero Panamá no fue el primer país donde Cementos Progreso invirtió. En 1997 suscribió una alianza con Cementos del Norte en Honduras.

Fuerza laboral

Cada paso que se ha dado en Panamá, luego de su adquisición en noviembre, han sido los colaboradores los primeros en enterarse. “Mientras estuvimos en negociación, el 14 y 15 de noviembre del año pasado, había un clima de mucha incertidumbre, por lo que desde que cerramos el trato, lo primero fue darle tranquilidad a los 150 colaboradores, ya que en este tipo de situaciones siempre se piensa en una reducción de costos, pero estamos demostrando otra cosa, pues hasta finales de febrero se han unido a la familia Progreso 50 colaboradores más en Panamá”. “Los costos deben ser eficientes no necesariamente reducidos y estar en lugares adecuados, pues son los costos los que nos habilitan para generar nuevos productos y mercados”.

En Guatemala

En Guatemala, el 90% de las construcciones se ha levantado con Cementos Progreso, una de las primeras fundadas en Latinoamérica en 1899, por el guatemalteco Carlos Federico Novella Klée.

Cuenta con tres plantas productoras La Pedrera, San Miguel y San Gabriel, en las dos últimas se concentra la mayor producción de producto.

En San Miguel, la empresa obtiene 3 millones de toneladas de cemento al año, y de cal 657,000 toneladas al año. Mientras que en San Gabriel, de sus tres líneas de producción solo hay dos activas con capacidad de 4,500 toneladas de clinker por día.

El ejecutivo agregó que esperan crecer y mantenerse en el mercado de manera exitosa.