Temas Especiales

04 de Jul de 2020

Economía

El Canal mantiene incierto el golpe económico ocasionado por el COVID-19

El administrador del Canal de Panamá dijo que lo impredecible de los factores impide un anuncio formal de crisis. Prevé que será oficial en abril

Canal Ampliado
La ACP informó que han registrado 52 cancelaciones, de las cuales 35 son cruceros y 17 buques de otros tipos.Cedida

Mostrar el impacto económico del nuevo coronavirus (COVID-19) en la Autoridad del Canal de Panamá (ACP), a solo tres semanas de haberse detectado el primer caso en el país, no es aún una información calculable, reveló este viernes su administrador, Ricaurte Vásquez.  

"Esta situación apenas tiene semanas y el mercado todavía no ha reaccionado o recibido en plena fuerza cuál va a ser la reducción económica que se plasmaría, pero la situación también se debe a lo impredecible que son los factores que puedan permitir el anuncio de un escenario. Sin embargo, en la medida que los resultados negativos se acerquen a las proyecciones que hemos creado, entonces podemos hacer un énfasis sobre la crisis de este virus. Antes no",Ricaurte Vásquez
Administrador de la ACP

Para abril o mayo la ACP tendría en sus manos un informe con el impacto del nuevo coronavirus sobre la vía interoceánica. "Los tres elementos críticos para determinar cuál va a ser el volumen de negocio que puede presentar el Canal, estarían sobre la reducción que puedan llegar a hacer los puertos de Estados Unidos, cómo se comporta la dinamización de los centros de fabricación en Asia y los avances del virus en el país", explicó el máximo representante del Canal.

Vásquez expresó que la variable más importante en estos momentos es conocer el estimado de cuánto tiempo puede durar el COVID-19. Mientras, ejecutan pruebas de tolerancia financiera y económica sobre la producción que presentan actualmente, para trabajar sobre el campo más probable o difícil de determinar.

"Nos encontramos analizando la situación que podría causar si la pandemia se extiende, de tal manera que habría que reducir las jornadas laborales por la falta de entrada de los ingresos", mencionó.

En materia de proyección de trabajo, la ACP expresó que las estrategias que utilizan están basadas en las que implementaron a inicio de este año, es decir, el uso regulado del agua, que conlleva un tránsito más lento y tiempos de espera más largos que de costumbre.

Este jueves se registraron 32 tránsitos por el canal. En la noche, en espera, habían 66 buques. La ACP informó que han efectuado 52 cancelaciones de tránsito, de las cuales 35 son cruceros y 17 son buques de otros tipos. Además, han visualizado que en el campo internacional, las navieras han cancelado sus servicios en Asia y el Atlántico.

"Con la coyuntura del COVID-19 vamos generado el conocimiento sobre la marcha y trabajaremos en la manera que podamos asignar los registros de forma segura, cumpliendo con las normas sanitarias para poder cumplir con los clientes, porque es una responsabilidad que tenemos", concluyó el administrador del Canal.

Hasta este viernes, la ACP detectó siete casos de COVID-19 en su personal.