Temas Especiales

16 de Apr de 2021

Economía

Camiones de gas natural, fuente de energía alternativa para el transporte

En Panamá, la introducción de este tipo de camiones puede ser una realidad, especialmente porque ya se cuenta con el suministro de gas natural necesario para alimentar las flotas de compañías locales

A raíz de la pandemia, la actividad de transporte terrestre pesado de productos y mercancías en cuanto a la función de “reparto”, se disparó de manera considerable en 2020, significando el aumento y la circulación en las carreteras de camiones que emiten altos niveles de gases de efecto invernadero, al utilizar abundante combustible para recorrer grandes distancias y llevar cientos de kilos a su destino final.

La planta AES Colón cuenta con un tanque de almacenamiento de gas natural licuado.Cortesía

En pro de minimizar las emisiones de estas sustancias nocivas al medio ambiente, para que este tipo de transporte continúe siendo sostenible en el tiempo, varias empresas globales han decidido apostar por los camiones de gas natural licuado (GNL) o comprimido (GNC), pues los motores eléctricos aún no logran la viabilidad necesaria para esta actividad. Y existe en la actualidad una gran cantidad de opciones tecnológicas con gas natural en el mercado, enfocadas en la sostenibilidad y la eficiencia.

Como ejemplo de esto, medios internacionales reportaron recientemente que la empresa Amazon, que aumentó sus ventas en un 38% para 2020, solicitó alrededor de 700 de camiones de (GNC) para cambiar parte de su flota estadounidense, indicando a través de un comunicado su entusiasmo por la introducción de nuevas soluciones sostenibles para el transporte de mercancías.

Sin duda, en Panamá la introducción de este tipo de camiones puede ser una realidad, especialmente porque ya se cuenta con el suministro de gas natural necesario para alimentar las flotas de compañías locales que tengan la intención de realizar este cambio lo antes posible.

Según Óscar Santibáñez,  director General de Colón LNG Marketing para AES en Panamá, existe una gran oportunidad y, en definitiva, tienen la disposición de colaborar para impulsar el desarrollo de esta tecnología en Centroamérica.

“Estamos disponibles para desarrollar proyectos piloto en cada segmento que manifieste interés en efectuar pruebas demostrativas que permitan adoptar esta tecnología más limpia y ya disponible”, afirmó.

Asimismo comentó que, “en el caso particular del transporte por carretera, durante este año instalaremos una primera estación de suministro de gas natural para el mercado automotor que contará con la flexibilidad de poder ser transportada e instalada fácilmente en un sitio, para el desarrollo de pruebas e incluso para algún operador de transporte que aspire a convertir una parte de su flota de diésel a GNL”.

De acuerdo con estudios, el gas natural puede alcanzar reducciones teóricas de hasta 24% respecto de las emisiones de motores con tecnología diésel, con igualdad de prestaciones.

Dependiendo de las condiciones operacionales del transporte, en términos reales es posible lograr reducciones de emisiones de gases de efecto invernadero superiores a 10%.

“En el caso particular del transporte por carretera, durante este año instalaremos una primera estación de suministro de gas natural para el mercado automotor que contará con la flexibilidad de ser transportada e instalada fácilmente, en un sitio para el desarrollo de pruebas”
ÓSCAR SANTIBÁÑEZ,
Director General de Colón LNG Marketing para AES

Por otra parte, el gas natural es capaz de reducir sustancialmente los compuestos del tipo NOx y SOx y prácticamente eliminar las emisiones de material particulado (PM10 y PM2.5) que son causantes de importantes efectos en la salud respiratoria.

Santibáñez sostuvo “tenemos la convicción de que el gas natural puede ser un gran aporte para reducir los efectos del cambio climático, que además logre mitigar sustancialmente los efectos en la salubridad de las comunidades en general y que, además, no son debidamente ponderadas como externalidades negativas del transporte al usar diésel”.

En este marco, el gas natural se perfila como una fuente de energía alternativa para el transporte pesado, en donde Panamá como un hub puede convertirse en un área potencial de desarrollo y negocios, contribuyendo de manera exponencial a reducir la huella de carbono que producen los derivados del petróleo.

Siendo esencial para su ejecución que las empresas locales consideren evaluar este cambio en sus flotas, con el objetivo de contribuir a estas metas sostenibles que como país hemos establecido para lograr la ansiada e imparable transición energética.