Temas Especiales

28 de Oct de 2020

Internacional

Atentado contra la sede de la ONU en Nigeria causó muertos

Un atentado con bomba contra la sede de la ONU en Abuja, la capital de Nigeria, dejó varios muertos y heridos y causó daños importantes ...

Un atentado con bomba contra la sede de la ONU en Abuja, la capital de Nigeria, dejó varios muertos y heridos y causó daños importantes al edificio de cinco pisos, informaron la policía y testigos."Muertos y heridos fueron evacuados en ambulancia hacia un hospital.

Todavía no tenemos una cifra precisa", dijo a la AFP un portavoz de la policía, Yemi Ajayi, que afirma no disponer por ahora de un balance de las víctimas.

Según un testigo, la explosión se produjo después de que un auto sospechoso entrara por la puerta principal del edificio, que se encuentra en la zona diplomática de la capital nigeriana, cerca de la embajada norteamericana.

Por ahora, el atentado no fue reivindicado, pero una secta islámica llamada Boko Haram perpetró varios ataques en los últimos meses en Nigeria, uno de ellos contra la policía nacional en Abuja, en junio.

Testigos, entre ellos corresponsales de la AFP, contaron que varios heridos fueron evacuados de la sede de la ONU. Un agente de seguridad, que pidió el anonimato, dijo que había "varios muertos"."Parece un atentado suicida", estimó el agente, que se encontraba en el lugar del atentado. "Un hombre llegó al volante de un auto, forzó la entrada y embistió contra el edificio", explicó.

Un empleado de la ONU dijo que varias personas quedaron bloqueadas dentro del edificio. "No sé lo que está pasando. Mucha gente se encuentra todavía bloqueada en los pisos del edificio. Necesitamos una grúa para sacar a la gente", afirmó el empleado, que no quiso ser identificado.

Según una portavoz de la ONU en Ginebra, la explosión fue provocada por una bomba. "Hablamos con nuestros colegas en Lagos, que confirmaron que la explosión fue causada por una bomba. No disponemos de mayor información por ahora", dijo.

La sede de la ONU en Abuja agrupa a varias agencias de la organización operativas en Nigeria, como el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) o la Organización Mundial de la Salud (OMS), explicó a la AFP una empleada de la ONU, que también pidió el anonimato.

El 19 de agosto de 2003, otro atentado contra la ONU había dejado 23 muertos en Bagdad, entre ellos el brasileño Sergio Vieira de Mello, que se encontraba en Irak como representante especial del secretario general de entonces, Kofi Annan.La secta Boko Haram perpetró atentados principalmente en el noreste del país.

En 2009, los militares acabaron con una rebelión de miembros de la secta que dejó cientos de muertos. Sus militantes volvieron a perpetrar atentados a partir de 2010, con el asesinato de agentes de seguridad, políticos, así como líderes religiosos, entre otros.

En Nigeria, las autoridades temían que la secta estableciera contactos con grupos radicales de otros países, como el grupo Al Qaida del Magreb Islámico (AQMI) que actúa más al norte.