Temas Especiales

25 de Jun de 2022

América

Gobierno distribuye material para consulta

TEGUCIGALPA. El presidente hondureño Manuel Zelaya inició ayer viernes la distribución de material para realizar una consulta mañana do...

TEGUCIGALPA. El presidente hondureño Manuel Zelaya inició ayer viernes la distribución de material para realizar una consulta mañana domingo que aspira a abrir el camino a su reelección, pese a la oposición de legislativo, la Corte Suprema de Justicia, y los militares.

Zelaya dijo en cadena de radio y televisión que comenzaba la distribución del material para desarrollar la encuesta a pesar de la resistencia.

OPOSICIÓN

Para el director de campaña del propio partido oficialista, Marlon Lara, la consulta de mañana domingo no tiene asidero legal.

“Ya las urnas están llenas por ellos (el gobierno), que las transportarán, vigilarán y contarán los votos. Es decir, no hay transparencia”, dijo Lara.

El Congreso Nacional el jueves aprobó crear una comisión especial para investigar la actuación del presidente, luego que destituyera al jefe del Estado Mayor Conjunto de las fuerzas armadas por negarse a apoyar la encuesta.

Ayer una comisión del Parlamento pidió más tiempo para las investigaciones, alejando el peligro de que los parlamentarios aboguen por una inhabilitación del presidente, iniciativa que, según el parlamentario Marvin Ponce, del izquierdista partido Unificación Democrática, suponía fraguar un golpe de Estado.

Bajo el auspicio del Movimiento Paz y Democracia, miles de personas marcharon el viernes por las calles en defensa de la Constitución, tras congregarse en el Parque Central de Tegucigalpa.

Los protestantes gritaban: "Urge que (Zelaya) se vaya" y corearon consignas por cuatro horas exigiendo la salida del mandatario. Se apostaron frente al Congreso y las oficinas de las fuerzas armadas, a los que expresaron su apoyo.

EL MUNDO RESPONDE

La comunidad internacional hizo un llamado al respeto tanto a la ley como a las instituciones democráticas en Honduras.

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, Estados Unidos, el Mercosur y la Comunidad Europea se pronunciaron en este sentido e hicieron llamamientos a soluciones pacíficas y diálogo.

Ban manifestó su preocupación por la situación y pidió moderación a todas las partes para evitar una escalada de la crisis, también rechazó que fuese a enviar observadores a esta consulta popular.

Mientras que el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), que, a petición del Gobierno de Zelaya, se reunió ayer en una sesión extraordinaria y aprobó una resolución que acuerda el envío de una comisión especial que analice la situación.

La Alianza Bolivariana de las Américas (ALBA), a la que Honduras ingresó el año pasado de la mano de Zelaya, insistió en que en Honduras se está gestando un golpe de Estado. “Declaramos que nos movilizaremos” en apoyo del gobernante, dijeron los países del organismo.