Temas Especiales

25 de Feb de 2021

América

Protestas con tintes de violencia

BRASIL. Manifestaciones en Río de Janeiro y São Paulo terminaron la noche del martes con enfrentamientos entre enmascarados ‘Black Bloc’...

BRASIL. Manifestaciones en Río de Janeiro y São Paulo terminaron la noche del martes con enfrentamientos entre enmascarados ‘Black Bloc’, que causaron destrozos en edificios y la vía pública, y la policía, que usó gases lacrimógenos para tratar de dispersarlos.

Centenas de personas fueron detenidas en ambas ciudades —el diario Folha habla de 120 en Río y 56 en São Paulo, pero no hay cifras oficiales— en otra jornada de protesta que termina con violencia.

En Río de Janeiro, unos 45 minutos después de que terminara una marcha de maestros en huelga desde hace dos meses, que congregó a unas 7 mil personas según la policía, comenzó el enfrentamiento provocado por unos 100 ‘Black Blocs’, que devolvían el gas lacrimógeno lanzado por la policía y arrojaron además bombas caseras.

Los anarquistas arrancaron además las placas de aluminio instaladas en edificios públicos y tiendas del centro de Río y las usaron como escudo. Tablones que cubrían vidrieras fueron usados para armar fogatas en el medio de la calle, constató la AFP.

Una patrulla y un autobús de la policía fueron incendiados por manifestantes. ‘¡Sin hipocresía, la policía mata todo el día!’, gritaban los anarquistas vestidos de negro y con los rostros cubiertos.

En São Paulo, la violencia vino también después de una marcha de estudiantes y profesores que reunió a unas 300 personas según la policía (los organizadores aseguran que asistieron 3 mil). Cinco agencias bancarias, tres autos y un bus fueron dañados.

PROTESTAS CAMPESINAS

A la par, manifestantes de diversas organizaciones campesinas en Brasil ocuparon ayer la sede del Ministerio de Agricultura en Brasilia, como parte de una ‘acción global por la soberanía alimentaria’ con motivo del Día Mundial de la Alimentación que se celebra este miércoles.

Unos 300 manifestantes llegaron desde temprano a la sede del ministerio en la capital brasileña, en espera de que unas 2 mil personas se unieran a la protesta para exigir al gobierno mejoras para los agricultores, una reforma agraria, un cambio en el plano del agronegocio y protestar contra la mercantilización de la agricultura.

Cuando los funcionarios del edificio intentaron entrar para iniciar su jornada laboral, se registraron algunos enfrentamientos con miembros del Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST), una de las organizaciones presentes en la manifestación, lo cual motivó la intervención de la Policía Militarizada.

Por su parte, el secretario de la Confederación Nacional de los Trabajadores de la Agricultura (Contag), Zelindo Pereira, explicó que esta organización entregó un documento con todas sus reivindicaciones a los representantes del gobierno, y que negocian un encuentro entre ambas partes.

Pereira aseguró que la ocupación será por un tiempo indeterminado, que el grupo está ‘preparado para quedarse en el edificio durante una semana entera’ y que más de 5 mil trabajadores esperan una señal de los líderes para irse a Brasilia.

Cabe destacar que el MST ha protagonizando en los últimos meses actos de protesta al considerarse ‘abandonado’ por el gobierno de la presidenta brasileña Dilma Rousseff en el tema de la reforma agraria, según un comunicado difundido por esta organización.