Temas Especiales

27 de Nov de 2020

América

Cuatro muertos en EEUU en accidente de autobús con alumnos extranjeros

Las imágenes del accidente mostraban cómo el autobús anfibio destruyó totalmente el lateral izquierdo del vehículo escolar

Al menos cuatro personas fallecieron y otras 15 resultaron heridas graves este jueves cuando un autobús con alumnos extranjeros chocó contra otro anfibio en en Seattle (noroeste), informaron las autoridades estadounidenses.

La portavoz de la Universidad del Norte de Seattle, Melissa Mixon, dijo a la AFP que en el vehículo viajaban 45 personas entre estudiantes y profesores de su programa internacional.

Sin embargo, no pudo facilitar sus nacionalidades ni confirmar si están entre las víctimas. Los medios locales afirmaron que los cuatro muertos son universitarios.

"Todavía no sabemos cuántos países están involucrados, pero estamos contactando a los consulados", explicó el alcalde de la ciudad, Ed Murray, durante una rueda de prensa."Tampoco hemos identificado a las víctimas. Poco a poco vamos contactando a las familias", precisó.

Murray señaló que 17 investigadores de la Junta Nacional de Seguridad del Transporte (NTSB, en inglés), un ente del gobierno estadounidense, liderarán las pesquisas. La responsable de la policía, Kathleen O'Toole, apuntó de su lado que "todavía es demasiado pronto para sacar conclusiones" de lo que ocurrió.

El choque ocurrió a las 11H11 locales (18H11 GMT) en el puente Aurora de la ciudad, la capital del estado de Washington, e involucró a otros dos coches.

En total 51 personas fueron ingresadas en distintos hospitales de la zona, de las cuales 15 estaban en estado crítico. La colisión movilizó a decenas de ciudadanos, que donaron sangre ante la petición de los centros médicos.

Las imágenes del accidente mostraban cómo el autobús anfibio -muy popular para tours turísticos al desplazarse por agua y asfalto- destruyó totalmente el lateral izquierdo del vehículo escolar.

Los otros dos coches involucrados quedaron en medio de la calzada, con evidentes destrozos. "Todo ocurrió muy rápido", contó al diario The Seattle Times Brad Volm, un joven de 23 años de Filadelfia (noreste) que conducía detrás del autobús anfibio. En su opinión, "algo pasaba con la rueda izquierda"."Salí de mi coche y había cuerpos por todas partes", señaló.