La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

América

Amnistía Internacional presenta informe sobre crisis en Nicaragua

En el trabajo de AI también destaca que existen indicios de que la policía y grupos ‘parapoliciales' cometieron múltiples ejecuciones extrajudiciales

Según AI, el gobierno se valió del apoyo de grupos parapoliciales para reprimir a los manifestantes.

La organización Amnistía Internacional (AI) hizo público el informe ‘Disparar a matar: Estrategias de represión de la protesta en Nicaragua', en donde documenta el uso que la policía nicaragüense hizo de las armas letales contra manifestantes desarmados en la crisis política y social que ha dejado más de 80 muertos en el país centroamericano.

VÍCTIMAS

Más de 80 muertos ha provocado la crisis política en Nicaragua

Con mediación de la Iglesia católica fueron liberados recientemente 22 jóvenes universitarios.

La policía de Nicaragua reportó la muerte de uno de sus agentes y de un civil.

De acuerdo con el informe de AI, las manifestaciones en Nicaragua, que se iniciaron el 18 de abril en respuesta a unas reformas gubernamentales que aumentaban las contribuciones de trabajadores y empresas al seguro social, recibieron diversas respuestas del gobierno, como la negación e invisibilidad de la represión.

‘Imagínense hasta qué extremo llega la maldad... ¡Fabricar muertos! Eso es como inventar enfermedades, eso es como inventar sufrimientos', decía el 19 de abril la vicepresidenta de Nicaragua, Rosario Murillo, luego de que se hubiese reportado las tres primeras personas fallecidas a manos de las fuerzas del Estado.

AI detalla que hubo un gran número de concentración de heridas de bala en la cabeza, cuello y pecho de los fallecidos, además de que reporta que hubo obstáculos a la justicia o para encubrir la naturaleza de los homicidios.

En el trabajo de AI también destaca que existen indicios de que la policía y grupos ‘parapoliciales' cometieron múltiples ejecuciones extrajudiciales.

‘La policía empezó tirando bala de goma. Pero esa violencia escaló al día siguiente. El 19 de abril hubo varios muertos. Daniel (Ortega) pudo haber parado la represión ese día. Pero no lo hizo', dijo la directora del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos, Vilma Nuñez, a AI.

Por otro lado, la Policía Nacional de Nicaragua liberó a 22 jóvenes arrestados en el marco de las protestas contra el Gobierno de Ortega, entre ellos tres adolescentes, con la mediación de la Iglesia católica, según reporta la agencia Efe .

Los manifestantes habían sido arrestados el lunes, durante un ataque policial a la Universidad Nacional de Ingeniería, donde decenas de estudiantes se encontraban atrincherados.

Los jóvenes estaban recluidos en las cárceles de El Chipote, sede de la Dirección de Auxilio Judicial, en Managua, donde según organizaciones humanitarias existen celdas de tortura.

Las negociaciones para la liberación estuvieron a cargo del sacerdote Boanerges Carballo, hermano de la embajadora de Nicaragua en el Vaticano, Ester Margarita Carballo, junto con los párrocos Lester Zelaya y Leonel Alfaro, por orientación del cardenal Leopoldo Brenes, informó la Arquidiócesis de Managua.

Además, autoridades de la policía nicaragüense y AI reportaron el fallecimiento de un agente de seguridad y un manifestante.