Temas Especiales

27 de May de 2020

América

Cuba pone mayor énfasis en las clases por televisión para mantener aislamiento social en el alumnado

Las llamadas teleclases abarcan todos los grados de enseñanza y la preparación de estudiantes que ingresarán a las universidades en el próximo curso escolar

Teleclases
Las clases por televisión están disponibles para todos los estudiantes cubanos.Ashley Monroy

Ante la certeza de que aún está lejos el día en que vuelva a ser recomendable la reapertura de las escuelas en alguno de los niveles docentes, el Ministerio de Educación (MINED) de Cuba anunció modificaciones en las clases televisadas que buscan dar continuidad al vigente curso escolar en la isla.

En la actual coyuntura, marcada por la amenazante presencia de la Covid-19 y en el inicio de lo que las autoridades cubanas pronostican como la fase que pudiera llegar a ser más crítica por la posible expansión de la enfermedad en la nación antillana, la ministra de Educación, Ena Elsa Velázquez Cobiella, dio a conocer los nuevos cambios.

Según Velázquez Cobiella, de manera general la nueva etapa de teleclases coincide con el tercer periodo del curso escolar. En ella se incluyen cuatro espacios para el noveno grado, con las materias Historia, Matemática, Español, Física y Química, estas dos últimas se impartirán en semanas alternas.

Entre las novedades también se destaca que el canal Tele Rebelde —cuya programación habitual ha estado dedicada a lo relacionado con el ámbito deportivo— acogerá todos los viernes asignaturas como Anatomía y Gimnasia Básica, gracias a la incorporación del Instituto Nacional de Deportes, Educación Física y Recreación (INDER) a las transmisiones educativas.

Además, el propio canal deportivo, a partir de las 5:00 de la tarde, retransmitirá las clases diarias para la educación primaria. En tanto, en el Canal Educativo finalizarán —el 23 de abril— las teleclases para los alumnos del último nivel preuniversitario que se preparan para los exámenes de ingreso a las universidades, aunque el lunes 27 comienza un ciclo de repasos intensivos de una hora para cada disciplina que será examinada.

Ya, desde el 30 de marzo último, se habían comenzado a emitir las teleclases para contrarrestar la suspensión temporal de las actividades educacionales en todo el país, debido a la irrupción del SARS-CoV-2 en la mayor de las Antillas y el riesgo que significaría dejar las aulas abiertas.

La iniciativa no es nada novedosa en Cuba, pues desde hace más de una década la estatal televisión cubana ha tenido entre sus objetivos sociales la transmisión de disímiles cursos que van desde la literatura, los idiomas, las ciencias, hasta otros más concretos relacionados con las bellas artes, la redacción profesional y muchas otras especialidades abordadas con profundidad.

La idea de llevar la enseñanza a los hogares en las circunstancias actuales es ampliamente acogida por los cubanos, quienes reconocen en ella una valiosa opción para dar continuidad al curso escolar y aprecian la posibilidad de que los más jóvenes de casa dediquen varias horas del día a la fértil causa del aprendizaje bien fundamentado.