Temas Especiales

15 de Apr de 2021

Mundo

Petardo asusta a Ahmadinejad

TEHERÁN. En la mañana de ayer el pánico cundió en Irán durante la conferencia de el presidente iraní, Ahmadineyah, en la ciudad de Hamed...

TEHERÁN. En la mañana de ayer el pánico cundió en Irán durante la conferencia de el presidente iraní, Ahmadineyah, en la ciudad de Hamedan. Actualmente, el Jefe del Estado iraní se encuentra de gira por diversas ciudades de su país para explicar su estrategia política.

Todo estaba tranquilo cuando un artefacto explosivo fue lanzado contra el convoy en el que viajaba el presidente y alarmó a la sociedad iraní. Algunos medios no dudaron en que se podía tratar de un atentado y no tardaron segundos en publicar la noticia del ataque contra su presidente. Por ejemplo, el portal de internet ‘Khabaronline.ir’ había asegurado que la granada estalló cerca de un minibús de periodistas de la comitiva presidencial y a pocos metros de distancia del vehículo en el que se desplazaba el mandatario iraní. Otros medios publicaban notas como ‘Ahmadineyah ha salido ileso de un atentado con granada’.

Sin embargo, fuentes oficiales niegan que haya sido un atentado y apuntan a que el supuesto artefacto explosivo lanzado contra el convoy del presidente se trata tan sólo de un simple petardo. ’Sólo fue un petardo de fabricación casera, así lo aseguró a la AFP un responsable de la oficina de comunicación de la Presidencia. Al parecer, muchos iraníes usan ese tipo de explosivos para celebrar los días festivos. No obstante, dichos materiales son bastante peligrosos y ya han provocado numerosos accidentes.

Por su parte, la principal agencia del país, Irna, aseguró de igual modo que el artefacto se trataba de un petardo y culpó a algunos medios locales de haber publicado inmediatamente la polémica noticia, causando así confusión y tensión en el país. ‘Desafortunadamente, algunos medios locales dijeron que se trató de una granada de mano y eso causó ambigüedad sobre el incidente’, precisa Irna.

Pese a tal ambiente incertidumbre, no hay que olvidar que el máximo mandatario iraní es uno de los principales enemigos de Israel y en un primer momento se pudo pensar que los hebreos estuvieran detrás de ello. De hecho, Ahmadineyah afirmó en varias ocasiones que Israel planeaba matarlo. ‘Los estúpidos sionistas contrataron mercenarios para asesinarme’, dijo el lunes en Teherán el presidente iraní.

Sin embargo, dicho suceso no canceló la ceremonia de bienvenida para que el Jefe del Estado pronunciara su discurso político.

‘El incidente no detuvo la ceremonia pero algunos medios extranjeros intentaron remover en aguas revueltas y aseguraron que se trató de un intento de asesinato’, añadió la agencia Irna.